PP destaca que el documento no recoge "ni condena, ni siquiera mencióna" a ETA

Actualizado 20/06/2010 18:35:17 CET

BILBAO, 20 Jun. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del PP vasco, Leopoldo Barreda, destacó este domingo que, en la presentación del acuerdo alcanzado entre EA y la izquierda abertzale, "no ha habido ni condena ni siquiera mención" a ETA, lo que deja "en una posición difícil" tanto a Eusko Alkartasuna como a quienes "han hecho tantos pronósticos y se dedicarán a convencer de que hay leer lo que no está escrito" en el documento firmado.

En declaraciones a Europa Press, Barreda señaló que, a pesar de las "muchas expectativas" que había generado en algunos sectores este acto conjunto desarrollado en el Palacio Euskalduna de Bilbao, "finalmente han quedado en humo".

"Mucho sembrar la expectación, mucho crear ambiente, para al final disiparse todo, como el humo, al finalizar la música", manifestó Barreda, para el que "el espectáculo ha sido básicamente manipulación del lenguaje, con un discurso construido a base de omisiones y eufemismos, muy manido".

En este sentido, recordó que "esto de las vías pacíficas y democráticas es el lenguaje habitual del mundo de Batasuna desde el año 1998, y todos sabemos a qué se ha reducido y cuánto recorrido ha tenido". "Ya sabemos lo que quieren decir cuando dicen estas cosas, nada en términos democráticos", agregó.

A su entender, sí hay que destacar lo que ha estado "ausente" del acto porque "no ha habido condena de ETA, ni siquiera mención, no ha habido exigencia de disolución, no ha habido reconocimiento del daño causado". Según insistió, el documento supone "una exigencia de una negociación política y el objetivo de independencia, pero no una condena de ETA o la distancia respecto a ETA, ni el abandono de ese paraguas".

Tras reiterar que "ya no se trata de palabras ni de hechos", señaló que, en esta ocasión, "no ha habido ni hechos ni palabras" porque en su opinión "ni siquiera se ha utilizado un lenguaje mínimamente estimable".

"LEER LO QUE NO ESTÁ ESCRITO"

Por todo ello, opinó que este acto "deja en una posición muy difícil" a Eusko Alkartasuna, y también en una situación "muy complicada" a los que "se han dedicado a hacer tantos vaticinios y pronósticos" sobre este acto y que "ahora se dedicarán a convencernos de que han oido lo que nunca se ha dicho o de que debemos leer lo que no está escrito en el documento".

"Pero los hechos son tozudos y, en este caso, estamos una vez más ante grandes expectativas que se difuminan en una nube de humo", advirtió el portavoz del PP, que reclamó que "no se puede construir ese discurso a base de omisiones y de eufemismos".