Publicado 06/08/2021 16:41CET

Prisión para el líder de una red de tráfico de personas que financiaba terrorismo yihadista

Archivo - Audiencia Nacional
Archivo - Audiencia Nacional - ARCHIVO

MADRID, 6 Ago. (EUROPA PRESS) -

El juez de la Audiencia Nacional Joaquín Gadea ha acordado el ingreso en prisión del presunto líder de una organización de tráfico de personas que supuestamente financiaba el terrorismo yihadista. El hombre, de nacionalidad argelina, fue detenido la noche del pasado 31 de julio por la Guardia Civil en la localidad mallorquina de Llucmajor.

Fuentes jurídicas han señalado a Europa Press que el hombre pasó a disposición judicial del magistrado del Juzgado Central de Instrucción Número 6. Los investigadores sostienen que el detenido lideraba desde Europa una organización criminal dedicada al tráfico de seres humanos con conexiones con grupos facilitadores asentados en el norte de África.

Según las pesquisas, el detenido aprovechó esa infraestructura para colaborar en el traslado de combatientes desde Marruecos, Argelia y Túnez a zonas controladas por facciones yihadistas en Libia, grupos a los que a su vez habría financiado con los fondos provenientes de su actividad criminal.

La Guardia Civil cree que esta organización criminal estuvo detrás de las últimas entradas de combatientes terroristas desde Argelia a España, ya detenidos. La investigación permanece abierta para esclarecer los motivos de su presencia en España, así como para detectar a otros miembros o posibles colaboradores de su entramado.

La operación contó con una estrecha colaboración entre la Guardia Civil, Interpol y las autoridades argelinas. Desde el Instituto Armado señalaron que fue "clave" la rápida coordinación entre instituciones para detectar al sospechoso, que presentaba una gran movilidad a nivel internacional y disponía en el momento de su detención de documentación de diversas nacionalidades.

Desde que se elevó al nivel 4 la Alerta Antiterrorista en junio de 2015, se han potenciado todas las investigaciones relacionadas con este tipo de estructuras de colaboración con el terrorismo y, con especial importancia, en aquellas conexiones entre individuos presentes o residentes en España y otras personas residentes en países del entorno, reforzando la cooperación policial entre países.