El Rey pide una solución "urgente" y coordinada en Europa para las crisis de migrantes y desplazados

El Rey Felipe VI y el presidente de la República Federal de Alemania, Frank-Walt
Ricardo Rubio/Europa Press
Actualizado 24/10/2018 19:47:18 CET

El presidente alemán elogia el enfoque español con la inmigración y valora que los ciudadanos "nunca han dado la espalda a Europa"

MADRID, 24 (EUROPA PRESS)

El Rey Felipe VI ha pedido este miércoles, durante la clausura del Foro Hispano-Alemán junto al presidente de este país, que se alcance "de manera urgente" una solución para las "crisis de migrantes y desplazados", que sea "humanitaria y coordinada a nivel europeo".

El jefe de Estado ha dejado claro que España y Alemania ya están trabajando para "avanzar en un enfoque" europeo en este ámbito, "como otro pilar más que contribuirá a reforzar la Unión Europea".

El Rey y el presidente alemán, Frank-Walter Steinmeier, han clausurado la novena edición de un foro organizado por la Fundación ICO, el Banco Santander y la Fundación Bertelsmann, que el jefe de Estado ha calificado como plataforma importante de diplomacia pública y de colaboración público-privada.

En su intervención, Steinmeier también se ha referido a las migraciones, para decir que España "lleva la delantera" en el objetivo de encontrar el equilibrio adecuado entre la protección de las fronteras y la de las personas que huyen de las guerras y que otros países pueden aprender de ella. Regular con criterios claros la inmigración, proteger las fronteras y establecer una "cooperación pragmática" con los países de África del norte son el camino, ha dicho.

En esta ocasión, el Foro ha abordado cuestiones como la coyuntura económica y el impacto de la digitalización. Felipe VI ha dicho que "algunas de las consecuencias más adversas de la crisis financiera se han podido superar y la economía internacional ha recuperado la senda del crecimiento", pero ha añadido que "muchos problemas subsisten" y que fenómenos como la globalización y la digitalización requieren "un nuevo impulso creativo".

El desafío, ha dicho, es que la "cuarta revolución industrial" tenga un impacto positivo y redunde en un "crecimiento inclusivo" que tenga presente el futuro y las perspectivas de progreso de los jóvenes.

Así, ha llamado a todos los sectores a establecer las bases de un desarrollo digital "que evite disrupciones económicas y sociales" y que permita que los beneficios de los cambios tecnológicos lleguen a todos los agentes de la sociedad en justa competencia "sin menoscabar las libertades individuales".

Steinmeier, por su parte, ha destacado que, incluso en años que no han sido "nada fáciles para España" por la crisis, los españoles "nunca le han dado la espalda a Europa", y eso que la "consolidación económica", que ha calificado de "impresionante", ha supuesto "sacrificios para mucha gente". "Desde Alemania vemos con gran respeto el compromiso europeo de España", ha afirmado.

El jefe de Estado alemán también se ha referido a los retos de la digitalización, especialmente en las zonas rurales, teniendo en cuenta que mañana visitará Extremadura para conocer los desafíos de la región, igual que ha hecho en zonas rurales alemanas.

UNA PERSPECTIVA EUROPEA QUE VENZA A LA NOSTALGIA

De hecho, ha advertido de que, tanto en el conjunto de la UE como en la dicotomía mundo urbano-mundo rural, los europeos se enfrentan al reto de "crear una perspectiva de futuro que dé optimismo" para poder vencer las "nostalgias de un pasado mejor que pueden ser peligrosas porque engañan".

"España y Alemania estamos llamados a hacerlo porque por nuestro pasado conocemos el valor de una Europa unida", ha señalado Steinmeier, que ha subrayado que la perspectiva europea fue importante para la "consolidación de la democracia", en Alemania tras "el colapso de la civilización que supusieron el nacionalsocialismo y el Holocausto" y en España como "motor importante de la Transición" democrática.

El jefe del Estado ha acompañado al presidente alemán en la clausura del foro después de una reunión entre ambos en el Palacio de la Zarzuela y un almuerzo en honor de Steinmeier y su esposa, con un centenar de invitados, en el Palacio Real. A su llegada al hotel Westin Palace, donde se ha celebrado el foro, el Rey y Steinmeier han saludado y se han fotografiado con un grupo de estudiantes alemanes que pasaban por la puerta del hotel.