Actualizado 20/08/2007 19:32 CET

El SUP advierte de cambios inmediatos en la Policía y acusa al director operativo de 'colocar' a sus amigos

Dice que Fernández Chico está echando "un pulso" a Mesquida y que cuenta con la ayuda de gran parte de la cúpula policial

MADRID, 20 Ago. (EUROPA PRESS) -

Una nota interna del Sindicato Unificado de Policía (SUP), a la que ha tenido acceso Europa Press, acusa al director adjunto operativo (DAO) de la Policía, Miguel Angel Fernández Chico, de haber situado a amigos suyos en puestos relevantes dentro del organigrama policial y de pretender volver a hacerlo en las próximas semanas con cambios en varias jefaturas superiores. Además, con esta remodelación, Fernández Chico echaría "un pulso" al director general de Policía y Guardia Civil, Joan Mesquida, alrededor del cual, según el SUP, pretende "cerrar el cerco".

La nota ha sido dirigida por la Secretaría General del SUP a sus responsables provinciales y fue redactada con motivo de los posibles cambios que a finales de este mes o en septiembre podrían producirse en distintos puestos de responsabilidad del Cuerpo Nacional de Policía.

Así, en "Se barruntan cambios", la dirección del SUP advierte de que esos movimientos podrían responder no a los méritos profesionales de los policías. Precisamente, el sindicato policial señala los "fracasos" en la gestión de algunas jefaturas superiores y añade que éstos coinciden con los nombramientos de policías por su "amistad" con el DAO.

En la misma nota interna, el SUP "suspende" en su gestión a los jefes superiores de Cataluña, Sevilla, Melilla, Extremadura, Comunidad Valenciana, Castilla-La Mancha y Cantabria. El sindicato mayoritario en la Policía exige que se cese a esos jefes superiores y no se les cambie de ubicación o se les ascienda. Sólo así "tendría sentido profesional hacer los cambios ahora y no estarían descalificados por su politización", añade el escrito.

El SUP, que ya se ha mostrado siempre crítico con la figura de un único director para Policía y Guardia Civil se reafirma en su análisis, pero aprueba el empeño y la gestión de Mesquida, al tiempo que denuncia una estrategia de Fernández Chico para "cerrar el cerco" sobre el mando único. Para ello, dice la dirección del Sindicato, cuenta con la colaboración de la mayor parte de la Junta de Gobierno de la Policía "y en especial del comisario general de Información", Miguel Valverde.

"La actual estructura fomenta el efecto perverso de que los miembros de cada Cuerpo se vuelquen con sus máximos responsables profesionales en detrimento del director general, a quien se tiende a aislar para que la información no fluya de uno a otro Cuerpo", explican los policías, en clara referencia a la descoordinación en materia antiterrorista.

ENFRENTAMIENTOS EN LA CÚPULA POLICIAL.

En este punto, el SUP recuerda el "pulso" mantenido entre el anterior director de la Policía, Víctor García Hidalgo, y su segundo, Fernández Chico, que ganó finalmente éste porque, según el sindicato, "la superioridad" apoyaba al 'número dos' de la Policía. Ahora, el SUP se pregunta por cómo se decantará la supuesta lucha de poderes que se produce en el Ministerio del Interior, ya que, según el sindicato, el secretario de Estado de Seguridad, Antonio Camacho, ha apoyado siempre a Fernández Chico, y el ministro, Alfredo Pérez Rubacaba, respalda, añade, la gestión de Mesquida.

"El DAO no tiene ninguna iniciativa para que se convoque la Junta de Gobierno, responde escritos dirigidos por el SUP al director general sin que éste sea informado, responde escritos dirigidos al ministro en su condición de presidente del consejo, usurpando ese cargo, realiza ceses y nombramientos que no le competen practicando la política de hechos consumados y manipula y falsea las informaciones reservadas sobre cualquier asunto, por importante que sea", añade el texto del SUP.