El tribunal del 'procés' deja sin sesión el 21 de mayo, día de constitución de las Cortes Generales

Procés.- El tribunal escucha mañana por primera vez los testimonios de ciudadanos lesionados el 1-O
SEÑAL DE TV DEL TRIBUNAL SUPREMO
Actualizado 30/04/2019 19:13:45 CET

Junqueras, Rull, Turull, Sànchez y Romeva, todos en prisión provisional, fueron elegidos parlamentarios electos el 28-A

MADRID, 30 Abr. (EUROPA PRESS) -

El tribunal que juzga el proceso independentista en Cataluña no ha fijado sesión del juicio el próximo 21 de mayo, día que se constituyen las nuevas Cortes Generales que salen de las elecciones del pasado domingo y en las que cuatro acusados --Oriol Junqueras, Jordi Turull, Jordi Sànchez y Josep Rull-- han sido elegidos diputados del Congreso y otro más --Raül Romeva--, para el Senado, según han informado fuentes jurídicas.

No es habitual que el tribunal que preside el magistrado Manuel Marchena deje sin sesión un martes en mitad de una semana en la que no hay fijados días festivos, ya que las sesiones se suelen celebrar de martes a jueves e incluso se han habilitado varios lunes a lo largo de estos meses de juicio.

Aunque todavía no se ha presentado ningún escrito sobre la condición de diputados y senador electos esos cinco acusados, lo previsible es que a lo largo de los próximos días sus respectivas defensas soliciten permiso al tribunal para que Junqueras, Turull, Rull, Sànchez y Romeva puedan abandonar la prisión y puedan acudir, al menos, a las sesiones del 21 de mayo para jurar o prometer su acatamiento a la Constitución --aunque sea utilizando la fórmula del 'imperativo legal'-- y adquirir así formalmente su condición plena de parlamentarios.

Se trata de una petición que podría recibir el visto bueno por parte del tribunal del 'procés' sin demasiados problemas, según las fuentes consultadas por Europa Press, ya que la legislación electoral autoriza a los presos preventivos a formar parte de candidaturas electorales.

Una vez tome conocimiento formal del resultado de los comicios, el tribunal debe comunicar a las cámaras legislativas la especial situación procesal de los acusados, lo que podría tener como consecuencia su suspensión en el ejercicio del cargo en aplicación del artículo 384 bis de la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LeCrim), que se aplica a individuos procesados por rebelión mientras se encuentran en prisión.

La decisión, sin embargo, aún está pendiente de ser estudiada y deliberada por el tribunal, y la falta de precedentes no permite aventurar 'a priori' ninguna decisión concreta. La suspensión como diputados y senador debería producirse una vez tomen posesión de sus escaños el próximo día 21.

ENTREGA DE CREDENCIALES EN CONGRESO Y SENADO

En todo caso, los reglamentos del Congreso y el Senado establecen una diferencia esencial a la hora de marcar los requisitos de adquisición de la condición de parlamentarios. En el Senado se exige la entrega "personal" en la Secretaría General de la Cámara de la credencial expedida por la correspondiente Junta Electoral Provincial (artículo 1 del Reglamento), mientras que la norma que regula la actividad de la Cámara Baja no menciona este requisito, por lo que se entiende que no es preceptivo.

Otra cosa distinta es la constitución de las Cámaras, que tendrá lugar el 21 de mayo, un acto formal en el que tendrán que estar presentes de forma obligatoria los cinco presos independentistas si quieren adquirir su condición de diputado o senador.

Tras ello le seguirá un segundo paso, pues la comunicación de la situación los encausados por el 'procés' está prevista también en la LeCrim, cuyo artículo 752 establece que "si un senador o diputado a Cortes fuese procesado durante un interregno parlamentario, deberá el Juez Tribunal que conozca de la causa ponerlo inmediatamente en conocimiento del respectivo Cuerpo Colegislador".

Según las fuentes consultadas, el tribunal aún debe deliberar y concretar si esta comunicación es suficiente o debe instar de forma expresa la aplicación del antes mencionado artículo 384 bis de la misma norma, que señala que: "firme un auto de procesamiento y decretada la prisión provisional por delito cometido por persona integrada o relacionada con bandas armadas o individuos terroristas o rebeldes, el procesado que estuviere ostentando función o cargo público quedará automáticamente suspendido en el ejercicio del mismo mientras dure la situación de prisión".

PRECEDENTE EN EL PARLAMENT

Las defensas de los encausados han expresado de forma informal sus dudas acerca de lo automático de la aplicación de dicha norma al caso de Junqueras, Sánchez, Rull, Turull y Romeva, algunos de los cuales ya fueron objeto de una suspensión por el Parlament de su condición de diputados autonómicos cuando la causa estaba siendo instruida por el juez Pablo Llarena, que instó esta medida al Parlament ofreciendo la posibilidad del voto delegado.

Esta fórmula de delegación del voto no encontraría acomodo en el Reglamento del Congreso de los Diputados, que califica de "pesonal e indelegable" esta actividad de los diputados (artículo 79 del Reglamento de la Cámara) y únicamente contempla el voto telemático "en los casos de embarazo, maternidad, paternidad o enfermedad grave".

Finalmente, desde las defensas de los encausados se ha apuntado la posibilidad de que el Supremo deba pedir permiso al nuevo Congreso de los Diputados, mediante la tramitación del denominado suplicatorio, para poder seguir procediendo penalmente contra ellos. Ello obligaría, según esta parte, a suspender las sesiones mientras se tramita dicho permiso.

Contador