Aranburu no ve "mayores dificultades" que otros años para aprobar los Presupuestos y no prevé reforma fiscal de "calado"

Mikel Aranburu, consejero de Hacienda del Gobierno de Navarra
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 30/07/2018 12:18:20CET

PAMPLONA, 30 Jul. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Hacienda y Política Financiera del Gobierno de Navarra, Mikel Aranburu, ha afirmado que no ve "mayores dificultades de las que hemos tenido en otros ejercicios" para aprobar los Presupuestos Generales de Navarra para 2019, año de elecciones.

A preguntas de los periodistas en la rueda de balance de la acción de su departamento en el tercer año de legislatura, Aranburu ha afirmado que "igual es un poco pronto" para hablar de presupuestos, pero ha señalado que "este año como en los anteriores" se seguirá un procedimiento "simultáneo" de trabajo entre el Gobierno y el cuatripartito.

Así, "la Dirección General de Presupuestos va trabajando en los distintos escenarios para alcanzar el techo de gasto y a la vez se mantienen reuniones con el cuatripartito para fijar las prioridades presupuestarias", ha explicado el consejero.

Por otro lado, Aranburu ha asegurado que "no hay previstas reformas fiscales de calado", si bien ha precisado que "siempre a final de año hay unos proyectos de ley de actualización tributaria que vienen muchas veces como consecuencia de decisiones jurisprudenciales, o de modificaciones de la economía, o de actualizaciones de leyes en vigor". "Habrá seguramente modificaciones tributarias pero en este momento no hay nada de interés político público", ha añadido.

Sobre la disyuntiva entre amortizar deuda o impulsar inversiones, Mikel Aranburu ha señalado que "no se trata de elegir", sino que "el Gobierno de Navarra está comprometido a hacer inversiones financieramente sostenibles, de acuerdo con la senda marcada por los Presupuestos del Estado". "Estamos esperando definitivamente a que el Gobierno de España nos dé luz verde a estas inversiones en la cuantía y modo que se determine", ha apuntado.

El consejero ha afirmado que Navarra cumplió los objetivos de déficit y podía destinar parte del superávit a inversiones financieramente sostenibles. "Falta de matizar qué es ese concepto y la autorización correspondiente por parte del Ministerio", ha indicado.