Actualizado 28/06/2007 16:26 CET

En Navarra se han tramitado 786 denuncias por violencia de género desde 2005 y se han practicado 527 detenciones

Es la comunidad española con mayor número de denuncias retiradas por parte de mujeres, fundamentalmente "por miedo"

PAMPLONA, 28 Jun. (EUROPA PRESS) -

Desde el 1 de enero de 2005 hasta la actualidad se han tramitado en Navarra un total de 786 denuncias por violencia de género, que han conllevado la detención de 527 personas, según indicó hoy el delegado del Gobierno en Navarra, Vicente Ripa, quien señaló que el número de órdenes de alejamiento solicitadas asciende a 390 en dicho período.

Así lo indicó Ripa en rueda de prensa tras mantener un encuentro con Ainhoa Aznárez, de Mujeres Progresistas, y Tere Sáez, por parte de Andrea, colectivos que trabajan por erradicar la violencia de género y prestar apoyo a las mujeres maltratadas, promotoras a su vez de la campaña '12 motivos contra la violencia de género'.

Según explicó Ripa, en 2005 y 2006, las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado tramitaron 636 denuncias (sumando los malos tratos y los quebrantamientos de condena), y efectuaron 423 detenciones. En lo que va de 2007, las denuncias ascienden a 150, y los arrestos han sido 104.

El delegado desglosó los datos e indicó que en 2005 y 2006 la Guardia Civil tramitó 303 denuncias (178 en 2005 y 125 en 2006), por 333 el Cuerpo Nacional de Policía (159 en 2005 y 174 el año pasado). En cuanto a las detenciones, fueron 219 a cargo del Benemérito Instituto (119 y 100, respectivamente) y 204 por la Policía (100 y 104). Este ejercicio, el Cuerpo Nacional de Policía ha realizado 110 denuncias y 76 detenciones, por 40 y 28 la Benemérita.

En lo que atañe a las órdenes de protección, a la Policía se le solicitaron 88 en 2005 y 93 en 2006, por 93 y 59 a la Guardia Civil (luego la autoridad judicial determina cuáles son ejecutables). A lo largo de este año, en la Policía se han pedido 29 órdenes de protección, por 28 en la Guardia Civil.

El delegado calificó este fenómeno de "aborrecible por criminal y machista, como alarmante, por el número de mujeres maltratadas diariamente en España y también en Navarra". En Navarra han muerto 9 mujeres entre 2000 y 2007.

La titular de la Unidad de Coordinación contra la Violencia sobre la Mujer de la Delegación del Gobierno en Navarra, Ana Fraile, indicó por su parte que Navarra es la comunidad española en la que "más denuncias se retiran" después de haberse interpuesto, aunque no pudo facilitar datos. Esto, precisó, se debe "al miedo" que tienen las mujeres tras denunciar al agresor. En su opinión, hay que trabajar "con las mujeres que no denuncian, para informarle de los medios con los que cuenta si lo hace".

Ainhoa Aznárez, de Mujeres Progresistas, indicó que es necesario unir esfuerzos "para terminar con el terrorismo machista o machismo criminal" y pidió a los poderes públicos que se "impliquen y tengan sensibilidad" con este tema.

"MANTENER LA GUARDIA"

El delegado indicó por su parte que la estadística y la historia "recuerdan que hay que mantener la guardia en todo lo alto, que, aunque el riesgo no se haga visible con toda su crudeza, continúa latente", indicó y precisó que en 2006 no hubo ningún asesinato en Navarra. Sin embargo, el pasado mes de abril de 2007, Flor María Camacho murió estrangulada en Tudela a manos de su compañero sentimental.

Cada asesinato, dijo, "es un fracaso colectivo, de las administraciones por supuesto y en primer lugar, pero también en alguna medida de los ciudadanos que pudiendo alertar del problema no lo hicieron". Por ello, pidió la colaboración ciudadana.

Ripa se refirió finalmente a la Unidad de Coordinación contra la Violencia sobre la Mujer de la Delegación del Gobierno en Navarra, que ha comenzado su andadura con cuatro tareas fundamentales: la distribución de toda la documentación de interés; la organización de cursos de formación para personal de seguridad, de los juzgados y de la red sanitaria de Atención Primaria; la mejora del seguimiento de las órdenes de alejamiento en colaboración con el Servicio Social Penitenciario y la búsqueda de soluciones para las mujeres que no se atreven a denunciar.

Finalmente, subrayó que la implementación de las medidas coercitivas y la creación de las Unidades de Violencia sobre la Mujer "son sólo dos medidas del plan de choque del Gobierno de Zapatero contra la violencia de género".