Actualizado 03/07/2007 22:10 CET

PSN y NaBai apoyan la entrada de ANV en los órganos de representación del Ayuntamiento de Pamplona con el rechazo de UPN

Los regionalistas solicitan que quien no condene la violencia no tenga acceso a los cargos de representación discrecional

PAMPLONA, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los grupos municipales de Nafarroa Bai y PSN en el Ayuntamiento de Pamplona apoyaron hoy en el pleno municipal, el primero de la legislatura, la entrada de ANV en varios cargos de representación discrecional del Consistorio con el voto en contra de los trece concejales de UPN.

En concreto, ANV logró un representante en todos los consejos de Salud de Pamplona, a excepción del de las zonas de Rochapea-Artica y Echavacoiz. De esta forma, los consejos estarán constituidos por dos representantes de UPN y tres de los grupos de la oposición. Además, el concejal de ANV Mikel Gastesi accederá como vocal en Comiruña, gracias al apoyo de PSN y NaBai.

Además, ANV tendrá representación por norma en el organismo de Escuelas Infantiles de Pamplona, en la Fundación Municipal Teatro Gayarre, en la Agencia Energética de Pamplona y en la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona.

Por otra parte, también hubo alteraciones en la composición de la Gerencia de Urbanismo, de forma que UPN también perdió influencia en este órgano. En concreto, PSN, NaBai y ANV decidieron sustituir a Ana Elizalde (UPN) por Aritz Romeo (NaBai) en este organismo, que quedará compuesto por tres ediles regionalistas y cinco de la oposición.

Estas votaciones provocaron el enfrentamiento entre UPN, que defendía que las formaciones políticas que no condenan la violencia no accedan a los cargos de representación del Ayuntamiento, y el resto de grupos, que sí apoyaron el acceso de todos los grupos municipales a dichos cargos.

El portavoz de UPN, José Iribas, recordó en el pleno municipal que UPN, PSN, CDN e IUN alcanzaron un acuerdo en el año 2000 por el cual aquellas formaciones que no condenaran la violencia no accederían a los cargos de representación discrecional del Ayuntamiento y afirmó que, para anular ese acuerdo, era necesario aprobar otro en sentido contrario, cosa que no ha ocurrido.

En respuesta a esta intervención, el edil de Nafarroa Bai Iñaki Cabasés afirmó que "lo que diga el señor Iribas no sustituye la voluntad de los ciudadanos, que son los que nos han puesto aquí a todos los representantes municipales". Cabasés apuntó que "debajo de este paraguas de violencia, UPN está ocultando su interés por mantener un poder en la Gerencia de Urbanismo que no se corresponde con el pleno municipal".

Por su parte, el socialista Jorge Mori afirmó que "tan pecado será el del PSN hoy como el de UPN en 1999, porque entonces sus concejales sí aceptaron que Herri Batasuna entrara en todos los órganos", y recordó que en 1997 ya había un acuerdo similar al de 2000. "Ustedes no pueden darnos lecciones sobre democracia. Lo que quieren es confundirnos", dijo al concejal regionalista.

La portavoz de ANV, Mariné Pueyo, también tuvo palabras de reproche para José Iribas y afirmó "entender el disgusto de UPN por la representación que le ha otorgado la ciudadanía a ANV". La edil afirmó que trabajará por "una paz basada en la justicia, no en la paz de los cementerios", y se preguntó "a dónde nos han llevado tantos años de condena" de la violencia.

José Iribas replicó a Mariné Pueyo que "se dedique menos a trabajar por nuestro pueblo, que mejor no hable de la paz de los cementerios y que condene la violencia y el chantaje".

Lo más leído

  1. 1

    Conte anuncia que dimitirá este martes como primer ministro de Italia

  2. 2

    El Congreso tramita, con el rechazo de Vox y PP, la petición para investigar si hay ultras en el Ejército

  3. 3

    ¿La COVID-19 se transmite a través de los alimentos?

  4. 4

    Maduro anuncia un antiviral que "neutraliza al cien por cien" el coronavirus

  5. 5

    Se cumplen 35 años de la primera y única visita al planeta Urano