UPN y PSN dicen que la sentencia de Alsasua prueba que "no fue una pelea de bar" y Bildu, Podemos e IE no la comparten

Publicado 07/03/2019 11:33:37CET

Geroa Bai, Podemos-Orain Bai e IE critican la visita de Pablo Casado este miércoles a Alsasua y el PPN habla de "falta de libertad"

PAMPLONA, 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

Las formaciones parlamentarias han manifestado este jueves sus diferencias a la hora de valorar la decisión de la Sala de Apelaciones de la Audiencia Nacional que ha confirmado el fallo que descartó terrorismo en la agresión a dos guardias civiles y sus parejas en Alsasua en 2016 y les condenó a penas de entre 2 y 13 años de cárcel al apreciar que sí concurrió un agravante de odio.

El parlamentario de UPN Carlos García Adanero ha mostrado su "respeto" a los tribunales de Justicia y ha añadido que "se pone de manifiesto que no fue una pelea de bar". "Lo que es un despropósito desde el punto de vista político es que las instituciones navarras, empezando por la presidenta del Gobierno y los partidos que lo apoyan, apoyaran a los agresores y no a los agredidos, lo que es una disfunción total", ha comentado.

El portavoz de EH Bildu, Adolfo Araiz, ha manifestado que, en este caso, "hay una absoluta desproporcionalidad entre los hechos y esa condena" porque "seguimos pensando que es una pelea de bar a altas horas de la madrugada". "Plantear una agravante por contenido ideológico nos parece muy peligroso porque las consecuencias penales son evidentes", ha señalado, para exponer que "el hecho de que no sea calificado como terrorismo pone de manifiesto algo que ya dijimos y es que se ha hurtado el derecho a un juicio natural a estas personas".

La parlamentaria de Podemos-Orain Bai, Laura Pérez, ha manifestado que "los jóvenes de Alsasua son nuestros presos políticos" y ha defendido que "aquí no ha habido un delito de terrorismo". "No se puede calificar como cuestión ideológica lo que fue una pugna de bar", ha señalado. Por su parte, Tere Sáez, del mismo grupo parlamentario, ha comentado que "aplaudo que no se vea delito de terrorismo, pero no entiendo que se mantengan las mismas penas; las penas tienen que ser ajustadas al delito cometido".

La portavoz socialista María Chivite ha mostrado su "respeto" a las decisiones judiciales. "Teníamos claro que esto no era un tema de terrorismo pero también teníamos claro que no era una simple pelea de bar", ha dicho, para señalar que "la sentencia ha ido en esa línea y no tengo más que respetar las decisiones judiciales".

La portavoz del PPN, Ana Beltrán, ha destacado que "la separación existe y debe existir, y los políticos no debemos valorar ni influir en las decisiones de los jueces". "Cosa que este Gobierno sí ha hecho con los agresores de Alsasua, a los que ha defendido y se ha puesto de su lado, en lugar de ponerse del lado de los agredidos, que es la Guardia Civil".

Desde I-E, Marisa de Simón ha señalado que no comparten "de ninguna de las maneras" la sentencia y ha indicado que "los dos años que estos jóvenes llevan en prisión son más que suficientes para pagar el delito que cometieron". "Vamos a hacer una solicitud esta misma mañana al presidente Pedro Sánchez para que indulte y puedan estar en su casa más pronto que tarde". "Este caso es un despropósito desde un principio, todos sabíamos que no era un delito de terrorismo y esto no puede ser", ha expuesto.

CRITICAS POR LA VISITA DE CASADO A ALSASUA

La presencia del presidente del PP, Pablo Casado, este miércoles en el bar Koxka, en cuyas inmediaciones se produjeron los sucesos de Alsasua, ha sido criticada por Geroa Bai, Podemos-Orain Bai e I-E que lo han considerado una "provocación" que busca "incentivar el enfrentamiento entre navarros". Por su parte, UPN y PPN han defendido la visita de Casado.

El parlamentario de UPN Carlos García Adanero ha señalado que "cada uno acude a donde quiere". "Llama la atención que a unos se les echa en cara todo lo que hacen y otros pueden hacer lo que les de la gana; evidentemente el señor Casado tiene todo el derecho de ir donde le plazca dentro de España o fuera; aquí no hay sitios, ni territorios ni localidades que sean de unos y otros no puedan ir, respeto absoluto a lo que quiera hacer cada cual", ha expuesto, para preguntar "si se va a coartar la libertad de actuación de cualquiera, pues no".

El portavoz de Geroa Bai, Koldo Martínez, ha indicado que la presencia del Casado en el bar Koxka de Alsasua "demuestra con qué ilusión, ganas y objetivos viene el PP a esta comunidad y a esta coalición con UPN, que no es más que a incentivar el enfrentamiento entre navarros, que no es más que el de conseguir que desde los tribunales de justicia se castigue a unos jóvenes que, desde luego, cometieron un delito, se enfrentaron a otras personas y les provocaron lesiones".

Desde Podemos-Orain Bai, Laura Pérez ha criticado que la visita del PP al Alsasua fue "una auténtica provocación, juegan con el dolor del pueblo de Alsasua y de los jóvenes que llevan cerca de 850 días en la cárcel sin un juicio justo".

Por su parte, Ana Beltrán ha censurado la "falta de libertad y de derechos que tenemos algunos por parte de los nacionalistas y de tanta gente" que ha criticado la presencia del presidente del PP, Pablo Casado, en el bar Koxka de Alsasua para grabar una entrevista. "Que a eso se le dé relevancia, nos insulten por ello y nos digan que vamos a provocar, es prueba evidente de anormalidad democrática y de la falta de libertad que tenemos algunos en Navarra", ha asegurado y se ha preguntado "por qué puede ir a grabar una entrevista al bar Koxka Willy Toledo o Gabriel Rufián". A este respecto ha acusado al dueño del bar Koxka de "sacar a toda la gente y dejarnos encerrados" en el local y se ha preguntado "¿qué pretendía? ¿Llamar a sus amigos, entrar por detrás y hacernos algo dentro?".

Beltrán ha remarcado que se acudió a Alsasua "para defender la libertad porque Alsasua es de todos y como presidenta del PPN y representante de todos los navarros, tengo todo el derecho del mundo a ir a cualquier sitio como el resto de personas".

La portavoz de I-E, Marisa de Simón, ha considerado "lamentable que la derecha reaccionaria utilice Alsasua y el tremendo caso Alsasua para seguir provocando e intentar confundir a la población".

Contador