Francisco Muro de Iscar.- 15.000 millones

Actualizado 25/09/2009 14:00:08 CET

MADRID, 25 Sep. (OTR/PRESS) -

¿Con 15.000 millones podemos salir de la crisis? Antes del verano empezaron a preparar el terreno y el sábado parece que se desvelará el misterio. O no. El Gobierno está vendiendo que esa cifra mágica es la solución al problema, la vicepresidenta Salgado dice que es "en beneficio de los trabajadores" y el presidente Zapatero dice que los van a poner "los ricos".

Si con 15.000 millones pudiéramos solucionar el problema yo sería el primero en acudir a la ventanilla para depositar mi contribución. El problema es que a estas alturas todavía no sabemos qué impuestos van a subir, cuánto ni quién va a ser el que de verdad pague. El presidente ha puesto cara de Zapatero cuando le han hecho la pregunta en Nueva York y ha remitido al sábado, cuando lo desvelará la vicepresidenta Elena Salgado. Pero muchos analistas saben ya que las medidas del Gobierno van a afectar al bolsillo de quienes tienen rentas medias y rentas bajas, a los productores y a los empresarios, a los profesionales y a los trabajadores del Metal, a los funcionarios y a los autónomos...

A todos, especialmente a las clases medias, formadas por personas que tiene un sueldo o ingresos más o menos fijos, algunos ahorros invertidos en acciones o en otros productos financieros, una casa en propiedad y que consumen moderadamente. A todos los que estamos en esa situación nos van a freír a impuestos, cada vez que compremos lo que sea, que paguemos nuestros impuestos o que recibamos un pequeño dividendo.

Diga lo que diga el presidente, quienes menos van a ver tocados sus ingresos son los que dispongan de rentas verdaderamente altas, los que algunos llaman despectivamente "ricos". Todos ellos tienen organizadas sus sociedades y sus empresas de forma que Hacienda se lleva lo mínimo. Pero a quienes tienen ingresos transparentes y plenamente controlados por Hacienda no los salva nadie.

Lo malo es que "los pobres" -es terrible volver a esa dialéctica, pero es cierto que en España hay ya más de un 25 por ciento de ciudadanos bajo el umbral de la pobreza, entre ellos muchos inmigrantes, muchas viudas, muchos mayores, muchos discapacitados- también les va a subir todo: los impuestos municipales y los otros, los productos de consumo diario, el transporte* Hasta Solchaga ha dicho que no se va a conseguir la cifra mágica del Gobierno con las medidas que se pueden tomar y que eso es otro parche. Se necesitan reformas de fondo que el Gobierno, no sabe, no quiere o no puede afrontar. Simplemente gana tiempo. Creo que fue John F. Kennedy quien dijo que "se puede engañar a todos poco tiempo, se puede engañar a algunos todo el tiempo, pero no se puede engañar a todos todo el tiempo".

OTR Press

Rafael Torres

El arresto de Salvini

por Rafael Torres

Antonio Pérez Henares

Los buenos y los paganos malos

por Antonio Pérez Henares

Victoria Lafora

Seguirán viniendo

por Victoria Lafora