Publicado 24/01/2023 08:02

Luis del Val.- Una gran economista

MADRID, 24 Ene. (OTR/PRESS) -

Ha comenzado una nueva era económica. Hasta hace muy poco, estábamos convencidos de que una sociedad capitalista era más próspera cuanto más ganaban las empresas. La relación resultaba muy clara: si las empresas ganaban mucho dinero, pagaban más dinero en impuestos, dinero que servía para equilibrar las desigualdades sociales. Además, si las empresas ganabann mucho dinero, creaban más puestos de trabajo, disminuía el paro y aumentaba el consumo. Hasta hace muy poco.

Todo esto parece que va a cambiar. Un ilustre cerebro, alojado en la cabeza de una inteligentísima ministra del Gobierno, ministra de algo, gracias a su gran preparación económica, su inteligencia, su intuición y sus cualidades predictoras, ha descubierto que, en una sociedad capitalista, las cosas pueden ir muy mal si las empresas ganan dinero.

Parece que estábamos equivocados. Desde hace casi dos siglos, nos encontrábamos convencidos de que las sociedades más prósperas, más confortables, más potentes y con mayor porcentaje del PIB eran las que, en su seno, ganaban más dinero.

La gran economista Ione Belarra, secretaria general de Unidos Podemos o Unidas Podemas o Unidas Podemes, amén de ministra del Gobierno, ha descubierto que es terrible que las empresas ganen dinero. Y ha acusado, con iracundas palabras, que las empresas ganen dinero.

Es indudable que debemos cambiar los principios de la sociedad capitalista liberal en los que se basó -erróneamente, por supuesto- la idea de la próspera sociedad occidental. Habrá que ir a las empresas que pierdan dinero, despidan trabajadores y no paguen impuestos, puesto que no obtendrán beneficios. De la misma idea es partidaria Yolanda Díaz, que se pegó un sofocón cuando descubrió que algunas empresas distribuidoras también ganaban dinero. En el caso de Yolanda Díaz, por fortuna, el trauma del descubrimiento no requirió acudir a los servicios de urgencia, pero es indudable que estamos ante una nueva era. Ione Belarra y Yolanda Díaz, próximos premios Nobel de Economía, nos los explicarán.

Contador