Publicado 06/07/2015 17:23CET

Google prueba una nueva aplicación para compartir coche basada en la navegación de Waze

Waze
EUROPA PRESS

   MADRID, 6 Jul. (Portaltic) -

   En plena vorágine de protestas hacia las plataformas de transporte colaborativo como BlaBlaCar y Uber, y el cierre definitivo de la aplicación móvil de esta última en Francia, Google ha visto una oportunidad de negocio y ha decidido lanzar su propio servicio para poner en contacto a conductores y pasajeros que compartan el mismo trayecto de camino al trabajo, y que estos puedan viajar en el mismo vehículo y ahorrar gastos.

   La nueva aplicación de Google, que tiene como nombre RideWith, hace uso del sistema de navegación e información de Waze, la aplicación asistida por GPS que provee indicaciones sobre el tráfico en tiempo real y que fue adquirida por la compañía hace dos años. No obstante, se encuentra en fase de pruebas y beta privada en Tel Aviv, Israel (el país de origen de Waze), y no hay garantías de que llegue a operar algún día a nivel mundial.

   A través de la información registrada diariamente por Waze, el programa piloto de Google detecta la ruta habitual del conductor hasta su trabajo y le pone en contacto con usuarios que busquen compartir coche en la misma dirección, que deberán abonar una pequeña tarifa al propio conductor a cambio del desplazamiento.

   No obstante, para evitar las trabas legales que entraña el uso con ánimo de lucro de este tipo de servicios, la aplicación RideWith conecta únicamente a los conductores y pasajeros que compartan trayecto en sentido estricto (que salgan del mismo punto de la ciudad y se dirijan al mismo destino), limitando su actividad además a dos viajes diarios.

   De esta manera, el conductor de RideWith se aleja del polémico conductor privado bajo demanda de plataformas como Uber, ya que no puede generar beneficios regulares al no recibir dinero por parte de la empresa ni poder realizar viajes bajo petición del pasajero.

Para leer más