Publicado 02/03/2021 16:57CET

España y Portugal inician en el buque ecológico Miguel Oliver la estimación pelágica del golfo de Cádiz y la costa lusa

Archivo - El buque Miguel Oliver
Archivo - El buque Miguel Oliver - IEO - Archivo

   MADRID, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

   El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación y el Instituto Portugués del Mar y de la Atmósfera han iniciado a bordo del buque ecológico español de investigación oceanográfica Miguel Oliver la campaña 'Pelago21', con la que realizarán una estimación pelágica en la costa de Portugal y el Golfo de Cádiz.

   La campaña hispano-lusa buscan determinar la abundancia y características de las principales especies de peces pelágicos, como sardina, anchoa, jurel, caballa o bacaladilla. Con las muestras que se obtengan se realizarán estudios biológicos mediante pescas pelágicas, para identificar especies y recolectar muestras para caracterizar los ejemplares por longitud, edad y madurez sexual y se caracterizarán las comunidades planctónicas.

   Se trata del segundo año consecutivo de 'Pelago21' que se realiza en el marco del Programa anual de muestreo biológico de Portugal y se desarrollará bajo la dirección científica del Instituto Portugués del Mar y de la Atmósfera (IPMA).

   La campaña se prolongará hasta el 22 de marzo y en ese tiempo se utilizará el método de ecointegración, mediante el uso del equipamiento de sondas del buque.

   Asimismo, para el estudio de la distribución de huevos de sardina y anchoa se utilizará un muestreador en continuo "CUFES", para poder determinar su área de puesta. Al mismo tiempo, se recogerán datos que van a permitir conocer las características de la columna de agua.

   Según el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación estas campañas de investigación son imprescindibles para conocer los mares y garantizar una gestión sostenible de los recursos pesqueros a largo

   plazo.

   El buque Miguel Oliver, junto al Vizconde de Eza y el Emma Bardán, forman la flota de barcos de investigación gestionada por la Secretaría General de Pesca. Con 70 metros de eslora y 12 de manga, el Miguel Oliver cuenta con un equipamiento tecnológico puntero para la navegación y para la investigación pesquera y oceanográfica. Está equipado con 3 ecosondas, 3 radares y 6 laboratorios, además de un sofisticado sistema de posicionamiento y navegación.

   Está calificado como buque ecológico y silencioso por la sociedad de clasificación Bureau Veritas y cumple la normativa ICES 209 sobre emisión de ruidos y vibraciones en barcos de investigación.