2015 termina con lluvia en el oeste y temperaturas que rondarán los 20º en sur y Levante

Actualizado 30/12/2015 11:14:43 CET

MADRID, 30 Dic. (EUROPA PRESS) -

El año 2015 terminará pasado por agua en la mitad oeste peninsular y con un descenso generalizado de las temperaturas que, sin embargo, se mantendrán en valores por encima de lo normal para el invierno en gran parte del país. Así, las máximas en Canarias, Andalucía o Levante podrán superar los 20ºC, mientras que en el norte rondarán los 15ºC.

Según la predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), este jueves 31 de diciembre será una jornada de 'descanso' entre frente y frente y la situación será algo más estable que en días anteriores.

Así, el frente se ha ido desplazando hacia el este y, aunque los cielos seguirán nubosos en gran parte del país, las precipitaciones no serán probables en la mitad más occidental. En todo caso, se podrían producir lluvias débiles en algún punto de Cataluña y el Pirineo.

Las cotas de nieve tenderán a disminuir considerablemente, pudiendo nevar de forma más bien débil en cordilleras de la mitad noroccidental.
Además, podrían formarse bancos de nieblas o brumas matinales en el sudeste peninsular.

En cuanto a las temperaturas, estarán en descenso en la mitad noroccidental de la Península. Sin embargo, los valores esperados siguen estando por encima de los valores habituales del invierno. Los valores en algunas capitales del norte, como Oviedo, Vitoria, Lugo o León, estarán entre los 8ºC y los 15ºC. Por su parte, en la mitad este, las máximas ciudades como Valencia, Murcia o Málaga, superan los 20ºC.

LLUVIA EN EL OESTE EN AÑO NUEVO

Estos valores se mantendrán el viernes a pesar de que entrará un nuevo frente por el oeste que dejará, de nuevo, precipitaciones en toda la mitad occidental. De este modo, el año empezará nuboso con lluvias en Galicia, más intensas en el oeste, que se podrán extender a lo largo del día, con menor intensidad, y con un aumento progresivo de la nubosidad, al resto de la vertiente atlántica peninsular y mitad oeste de Pirineos.

En el resto del país, se registrarán intervalos nubosos en el resto de la Península y Baleares, sin descartar alguna lluvia débil y dispersa, salvo en el extremo sureste peninsular, donde no se esperan precipitaciones. En Canarias, el cielo estará poco nuboso, excepto en el norte de las islas.

La cota de nieve en la Península se situará entre los 1.300 y 1.600 metros en el noroeste y los 1.700 y 1.900 metros en el centro y Pirineos.

Y ya para el fin de semana, la AEMET prevé que permanezca la lluvia, aunque débil, en Galicia, con intervalos nubosos en el área mediterránea y sin descartar alguna lluvia débil en la zona. En este sentido, destaca que puede ser más probable en Baleares y menos en el extremo sureste peninsular.

Del mismo modo, estará nuboso al principio en el resto de la Península, con probabilidad de algunas lluvias en general débiles, sobre todo en la zona centro y Pirineos, tendiendo a disminuir la nubosidad y las precipitaciones a lo largo del día. En Canarias no cambiará la situación con la de día anteriores.

Bajará la cota de nieve en la Península, entre los 1.000 y 1.500 metros en el noroeste y los 1.500 y 1.800 metros en el centro y Pirineos. En el sur se situará por encima de los 2.000 metros.

En cuanto a las temperaturas, el sábado subirán tanto las diurnas como las nocturnas en la zona de Levante y Baleares, además, también subirán las nocturnas en el noroeste. Mientras, en el resto del país se mantendrán sin cambios.