Calatrava achaca la critica a la Ciudad de las Artes a una "maniobra de los comunistas", que no atacan La Alhambra

Santiago Calatrava
DANI CARDONA / REUTERS
Actualizado 13/07/2012 14:09:57 CET

VALENCIA, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

El arquitecto valenciano Santiago Calatrava achaca las críticas lanzadas por EUPV al coste de la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia (CACSA) a "una maniobra política de los comunistas". Y añade: "Ellos no atacan a La Alhambra de Granada, ellos no atacan a la Catedral de Santiago de Compostela ni a El Prado en Madrid".

El urbanista realiza estas declaraciones en una entrevista publicada el 27 de junio por la revista especializada 'Architectural Record', y que recoge Europa Press, en la que se le pregunta por las críticas de Esquerra Unida sobre el pago de 100 millones de euros por parte de la Generalitat valenciana por el proyecto de la Ciudad de las Ciencias.

Al respecto, Calatrava --que dice "agradecer mucho" la cuestión-- destaca que ha estado trabajando en el complejo cultural durante 20 años. Agrega que su firma ha recibido unos 90 millones de euros de honorarios por esta labor, una cantidad que insiste en calificar de "modesta" --como ya hizo anteriormente su estudio en un comunicado a la prensa-- si se tiene en cuenta que ha sido "el responsable de todo", desde la arquitectura a la ingeniería.

Cuando el periodista le plantea si el coste total de CACSA --que cifra en unos 1.000 millones-- no es "mucho dinero para esta economía", el arquitecto recuerda que España "ha recibido 100.000 millones de la Unión Europea. La gente dice que se necesitará un billón. Comparado con esto, los 1.000 millones de mis edificios no son nada", apunta.

"SUFRIMIENTO"

"Es equivocado decir que yo he hecho mucho dinero ahí. No es verdad", asevera. Cuando el entrevistador le hace notar que le ve "muy apasionado" en este asunto, el autor valenciano explica que le gusta mucho esa palabra, pasión, "porque viene del latín 'passio', que quiere decir sufrimiento". "He trabajado muy duro, esa es la verdad", recalca.

Finalmente, sobre si cree que su proyecto en Valencia superará el examen del tiempo, se muestra convencido de que sí "porque no es algo volátil, como el rescate a los bancos". "Es algo que ha sido construido y que permanecerá como testimonio de que España ha encontrado su lugar en el mundo como país libre y democrático", señala.