Actualizado 14/03/2009 00:04 CET

Garmendia asegura que el proceso de Bolonia fortalecerá a España

EP

MADRID, 13 Mar. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, aseguró hoy que la puesta en marcha del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES) "es inaplazable", e insistió en la importancia "de aprovechar la ocasión para que España salga fortalecida y en condiciones de afrontar retos sociales y económicos futuros, con unas universidades más fuertes, preparadas e involucradas".

"Es una ocasión única para demostrar a la sociedad las aportaciones de la universidad al progreso, al bienestar y a la cultura", señaló la ministra en el discurso de clausura de una Jornada Parlamentaria sobre el Proceso de Bolonia, celebrada en el Congreso de los Diputados y organizada por el Grupo Parlamentario Socialista.

En opinión de Garmendia, actualmente el plan se encuentra "en una etapa muy avanzada del proceso pero muy crítica, con el sistema universitario volcado de pleno con más intensidad que nunca en el modelo". De todos modos, subrayó que el Plan Bolonia supone "un compromiso relevante y transcendente para el Gobierno de España y, en particular, para el ministerio de Ciencia e innovación".

Así, la ministra reiteró que España vive "un momento importante y crucial, marcado por la economía". "Sin embargo, el contexto económico no es excusa ya que nos está permitiendo demostrar el compromiso del Gobierno con la universidad española", indicó Garmendia, que vaticinó que las políticas educativas "van a seguir avanzando con independencia de las condiciones económicas".

ACCIONES CONCRETAS

En este punto, enumeró una serie de acciones concretas llevadas a cabo por el Ejecutivo para mejorar el acceso a la educación universitaria. Así, señaló que el gasto inicial en becas previsto en los Presupuestos Generales de Estado asciende a 624 millones, un 38 por ciento más que en el periodo 2003-2004. "Si a esta partida se suma otras relacionadas con la accesibilidad, llegamos a los 694 millones de euros", especificó.

Además, recordó la aprobación del Plan de Acción 2009, que incluye una partida extraordinaria de 37 millones de euros para becas de grado y master, con el fin de duplicar el número de estudiantes becados en esta modalidad, pasando de 3.800 a 7.600 estudiantes. Esta iniciativa se enmarca en la Estrategia Universidad 2015, que tiene como objetivo la modernización e internacionalización de la universidad española.

La ministra destacó que las actuaciones incluidas en esta iniciativa suponen una inversión extraordinaria de cerca de 130 millones de euros. Asimismo, indicó que su departamento destinará 85 millones de euros a apoyar la adaptación de los títulos e infraestructuras universitarias al Espacio Europeo de Educación Superior (EEES) y reiteró que se trata de "la mayor oportunidad para la universidad española".

A modo de conclusión, la ministra desmintió algunas de las denominadas 'amenazas fantasmas' relacionadas con el proceso como el hecho de discriminar a los estudiantes con dificultades económicas o transformar la universidad en un centro para las elites, entre otras.

En la misma línea se expresó el portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, José Antonio Alonso, que defendió la importancia de "crear un espacio europeo" que, en el caso del Plan Bolonia, contribuirá a "modernizar la universidad española".