Actualizado 17/09/2012 13:33 CET

Google Malasia bloquea el acceso a la película sobre el profeta Mahoma en YouTube

MADRID, 17 Sep. (EUROPA PRESS) -

El buscador Google ha bloqueado en Malasia el acceso a través de YouTube a la película 'La inocencia de los musulmanes', que satiriza la figura del profeta Mahoma, en respuesta a una queja de la Comisión Malasia de Comunicaciones y Multimedia (CMCM).

Según el diario malasio 'The Star', los internautas que intenten acceder a la película en YouTube desde Malasia (lo indicará su dirección IP) verán un mensaje que dice: "Este contenido no está disponible en su país debido a una protesta oficial. Disculpe las molestias".

Zeffri Yusof, portavoz de Google, ha confirmado que los vídeos han sido bloqueados en Malasia. "Allí donde ofrezcamos el servicio de YouTube y nos notifiquen que hay un vídeo que es ilegal en ese país, restringiremos el acceso tras un estudio minucioso", ha declarado.

Pese a esta medida, a veces es posible acceder a la película porque los usuarios de esa página web continúan publicándola.

El presidente de la CMCM, Datuk Mohamed Sharil Tarmizi, ha afirmado que este organismo y Google "seguirán colaborando para asegurarse de que ese contenido ofensivo no está disponible".

La CMCM presentó una protesta oficial a Google el pasado sábado. La película 'La inocencia de los musulmanes', que se burla del profeta Mahoma y lo presenta como un mujeriego y un idiota, ha desencadenado numerosas manifestaciones violentas en países musulmanes.

"INSENSIBLES"

Previamente, el ministro de Información, Comunicación y Cultura de Malasia, Rasi Yatim, había criticado la actitud de YouTube ante la publicación del film. A su juicio, los responsables de esa página web para compartir vídeos se mostraron "insensibles" ante la angustia de los musulmanes.

En declaraciones a la agencia de noticias oficial malasia, Bernama, Rais subrayó que la libertad de expresión no incluye el generar el odio de los musulmanes contra quienes degradan su religión e instó a YouTube a retirar los vídeos sobre la película.

"Parece que YouTube está haciendo caso omiso del tumulto que ha causado. Su propietario no merece librarse de la ira de los musulmanes ni del largo brazo de la ley", señaló.