Manos Unidas valora los avances en la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible pero critica su voluntariedad para los países

Actualizado 24/09/2015 11:21:35 CET

MADRID, 24 Sep. (EUROPA PRESS) -

Manos Unidas ha valorado los avances que, a su juicio, incluye la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible que, previsiblemente, se aprobará este domingo en la sede de las Naciones Unidas en Nueva York (EE.UU.) pero ha criticado varios aspectos del documento, entre los que destacan su caracter voluntario para los países y los defectos que considera que tiene el planteamiento de la agenda desde la perspectiva de la financiación.

La organización, que asegura que "ha estudiado en profundidad" el texto y que ha participado activamente en su elaboración durante los últimos meses, subraya cinco aspectos negativos de la nueva agenda.

Entre estos, además del "frágil nivel de compromisos" que supone para los Estados y de "no abordar" compromisos como la aportación del 0,7% de los presupuestos nacionales, la captación de nuevas fuentes de financiación o el fin de los paraísos fiscales; destaca también otros como la "persistencia de un modelo de desarrollo basado en el crecimiento económico como pilar fundamental" que, a su juicio, "somete a la dimensión económica la social y ecológica" y es "contrario al desarrollo sostenible".

Asimismo, lamenta que el papel de la sociedad civil "no queda nada claro en la implementación y evaluación de la nueva agenda", pese a que reconoce que esta ha tenido una "amplia y significativa participación" en el proceso de elaboración del documento.

Aún así, la organización pone de relieve aspectos positivos que, a su juicio, incorpora la agenda de desarrollo para 2030 entre los cuales destaca la "confluencia" entre los objetivos en el ámbito del desarrollo y la lucha contra la pobreza y los de protección del medio ambiente.

Por otra parte, celebra la inclusión de 169 metas o indicadores que "serán esenciales para dar seguimiento a los compromisos, constatar los avances o retrocesos y evaluar su evolución", según ha explicado.

Para Manos Unidas, el documento tiene "potencial transformador a nivel global" y representa "un nivel de ambición mucho mayor que los ODM" tanto desde el punto de vista cuantitativo como cualitativo.