Actualizado 03/07/2007 19:50 CET

Zapatero destaca que "por primera vez en la historia" llegan más inmigrantes por vía legal que irregulares

MADRID, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, destaca hoy en el Congreso, durante su discurso en el Debate sobre el Estado de la Nación, que por primera vez en 2006 y 2007 han llegado ha España más inmigrantes por la vía de la legalidad que por la de la ilegalidad. "En 2006 y 2007, por primera vez en nuestra historia, desde que se inició el fenómeno de la inmigración, el número de entradas de inmigrantes a través de vías regulares supera a los inmigrantes irregulares", recalcó.

Además, Zapatero anunció que en las próximas semanas el Ejecutivo aprobará la Agencia de Contratación en el Exterior, comprometida en la III Conferencia de Presidentes. "Esta inmigración aumenta nuestra capacidad productiva, fomenta la creación de puestos de trabajo, incrementa las tasas de actividad, frena el envejecimiento de la población y aporta cotizaciones por valor de 8.000 millones de euros", añadió.

El jefe del Ejecutivo enumeró las medidas adoptadas en los tres últimos años en la lucha contra la inmigración irregular: extensión del Sistema Integrado de Vigilancia Exterior (SIVE); ampliación en un 25 por ciento de la dotación de las Fuerzas de Seguridad en las fronteras terrestres; implicación de la UE; promoción de la exigencia de visados; suscripción de acuerdos con Marruecos, Mauritania, Senegal, Malí, Ghana, Guinea Conakry, Cabo Verde o Gambia; y multiplicación de las repatriaciones.

"En todo caso, mi Gobierno ha desarrollado una política de inmigración destinada a evitar las llegadas incontroladas de inmigrantes a nuestras tierras, que hemos padecido de forma intensa en 2006", resumió.

En este sentido, recordó que al llegar al poder el fenómeno migratorio exigió al Gobierno un "esfuerzo considerable" para dar respuesta "a los más de 750.000 inmigrantes que se encontraban en España en abril de 2004 pese a las cinco regularizaciones que había llevado a cabo el Gobierno anterior".

POLÍTICA CON "ÉXITO"

"Lo hicimos y lo hicimos con éxito, porque nos centramos en su incorporación al mercado de trabajo. Y la prueba del éxito la proporcionan los dos millones de trabajadores extranjeros afiliados y en alta en la seguridad social. Afiliados y en alta a la seguridad social, como solo pueden estar los trabajadores en nuestro país, nunca en la ilegalidad y en el paro", recalcó.

Zapatero señaló que la política de inmigración también es asegurar la convivencia y la cohesión de la sociedad. "Y ello exige, siempre, reconocer derechos y exigir los deberes inherentes a la convivencia en nuestro país", puntualizó.

Para ello, indicó que España ha puesto en marcha "una iniciativa pionera en Europa". "Hemos aprobado un Plan Estratégico de Ciudadanía e Integración que garantiza la adaptación de los servicios públicos al ingente crecimiento demográfico que vivimos", concluyó.