Vueling llama a la "reflexión" sobre las huelgas en verano y alerta de su impacto en el turismo

Publicado 02/08/2019 14:39:13CET
Avión de Vueling
Avión de VuelingDIPUTACIÓN - Archivo

Modera al 3,9% su crecimiento este año y dice que la sobreoferta en el norte de Europa se compensa con la evolución en mercados domésticos e islas

MADRID, 2 Ago. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Vueling, Javier Sánchez-Prieto, ha pedido este viernes una reflexión pública sobre las huelgas convocadas durante el verano que afectan a pasajeros y clientes que son tomados como "rehenes" y que impactan de forma importante al turismo en nuestro país.

La compañía aérea perteneciente al 'holding' IAG asegura que en estos momentos no tiene datos concretos sobre el impacto que ha tenido en la compañía la huelga del personal de aeropuertos de Iberia del pasado fin de semana, que obligó a Vueling a cancelar 110 vuelos en El Prat.

En una conferencia con periodistas con motivo de los resultados semestrales del grupo, Sánchez-Prieto, ha calificado las huelgas en verano de "inaceptables" y ha alertado sobre su impacto para el sector en plena temporada turística.

No obstante, ha asegurado que teniendo en cuenta que esta situación se viene repitiendo en los últimos años la compañía tiene "muy controlados" los protocolos a la hora de gestionar la situación. "El equipo hizo un buen trabajo a la hora de poder preavisar a los clientes, gestionar su reubicación en otros vuelos y tratar de minimizar los impactos", ha defendido.

En el informe de resultados semestrales de IAG se especifican las diferentes medidas tomadas por Vueling para mitigar los problemas de gestión del tráfico aéreo y mejorar su puntualidad. Gracias a él la compañía ha logrado reducir las cancelaciones en un 82,5% en el primer trimestre de 2019 respecto a 2018 y el grado de satisfacción de los clientes ha crecido en 19,2 puntos.

Entre las medidas adoptadas están nuevos modelos de planificación de mantenimiento, dos aviones más en reserva respecto al verano pasado, mayor personal de mantenimiento, aumento de tripulaciones de reserva, reducción en el número de cambios de tripulación, mayor personal aeroportuario y un nuevo centro de atención al pasajero más rápido y automatizado, entre otras medidas.

El Ministerio de Fomento, Vueling y todas las partes que participan en el operativo del Aeropuerto de Barcelona han trabajado durante todo el año para que no vuelvan a suceder los problemas de años anteriores. El pasado noviembre se presentó el plan 'BCN a Punt', un plan de actuaciones en dos ámbitos temporales, a corto plazo, para este verano, y a medio y largo plazo, con medidas para mejorar la operativa en el aeropuerto y evitar, nuevos problemas este verano.

CRECIMIENTO MODERADO.

Respecto a la sobrecapacidad en algunos mercados, el directivo ha reconocido que sí han percibido este efecto en algunos mercados del norte de Europa como el alemán y el austriaco, pero que esto es compensado con otros que han ido funcionando "relativamente bien" como los mercados domésticos y los mercados de Baleares y Canarias.

"Cuando se miran los resultados en su conjunto el primer semestre ha sido satisfactorio, estamos presentando unos resultados positivos. Si eliminamos el efecto del coste del combustible el resultado de la compañía es mejor que el año anterior y seguimos teniendo perspectivas positivas para el resto del año", ha dicho Sánchez-Prieto, que asegura que hicieron planes prudentes para este año anticipando que la situación del gestión del tráfico aéreo no iba a mejorar.

"Por ello estamos siendo prudentes a la hora de planificar nuestro crecimiento para el cuarto trimestre. Teníamos una previsión de crecimiento que estamos moderando", aseguró Sánchez-Prieto quien indicó que las previsiones de capacidad son que la aerolínea crezca un 4% en el tercer trimestre cerrando el año con un crecimiento del 3,9%, frente a la estimación del 5,5% para 2019 realizada por la aerolínea catalana en febrero.

Vueling, la aerolínea más afectada del grupo por la huelga de control en Francia el pasado ejercicio con una pérdida contable de 11 millones de euros en el primer semestre de 2018, en los seis primeros meses de este año logró un beneficio de 5 millones de euros y unos ingresos de 1.077 millones de euros, un 7,1% más que en el mismo periodo de 2018.

Contador

Para leer más