Publicado 21/01/2021 17:08CET

Enaire culmina la renovación total de su red de comunicaciones operativas para el control del tráfico aéreo

Se trata de la quinta generación de esta Red, denominada REDAN V, y utiliza tecnología de vanguardia que permite transmitir cantidades de información muy superiores a un coste más reducido
Se trata de la quinta generación de esta Red, denominada REDAN V, y utiliza tecnología de vanguardia que permite transmitir cantidades de información muy superiores a un coste más reducido - ENAIRE

MADRID, 21 Ene. (EUROPA PRESS) -

Enaire ha finalizado el proyecto que desde 2014 hasta 2020 ha cubierto el despliegue y la puesta en servicio de la quinta generación de la Red de Datos de Navegación Aérea (REDAN V).

Dicha red, que incluye elementos de transporte y valor añadido, integra comunicaciones de voz y datos para la navegación aérea, proporcionando cobertura en todos los aeropuertos, centros de control de tránsito aéreo y, en general, cualquier emplazamiento, fuente o destino, de información aeronáutica.

De esta forma, REDAN ahora permite la interconexión de los sistemas de comunicaciones, navegación, vigilancia y gestión del tráfico aéreo (CNS/ATM) de Enaire, proporcionando servicios de voz y datos con la calidad de servicio requerida en disponibilidad, flexibilidad y seguridad.

Asimismo, permite la interconexión de dichos sistemas con las redes de otros proveedores de servicio de navegación aérea y, en general, con cualquier red de comunicaciones de propósito aeronáutico.

El coste aproximado de este proyecto ha sido de 47 millones de euros e incluye una subvención de 20,4 millones de euros procedentes del programa de Fondos CEF (Connecting Europe Facility) que INEA (Innovation and Networks Executive Agency) otorga dentro de la Comisión Europea. Plenamente alineado con los objetivos de la iniciativa Cielo Único Europeo, ha sido incluido en los programas de despliegue de SESAR (Single European Sky ATM Research).

El despliegue de REDAN V supone más de cien puntos de presencia, incluyendo, básicamente, aeropuertos y bases militares, centros de control de tránsito aéreo (ruta y aproximación), estaciones radar y centros de comunicaciones tierra/aire.

Según ha explicado Enaire a través de un comunicado, este proyecto, surgido para dar respuesta tanto a cuestiones tecnológicas (obsolescencia y necesidad de satisfacer nuevas necesidades de usuario) como de eficiencia económica, utiliza tecnologías que permiten transmitir cantidades de información muy superiores a un coste más reducido.

Para leer más