Publicado 08/06/2018 14:59

Royal Caribbean eliminará las pajitas de plástico para bebidas este año

Barco de Royal Caribbean
ROYAL CARIBBEAN

En los diez últimos años se ha reducido la media de residuos a menos de 230 gramos por pasajero y día

MADRID, 8 Jun. (EUROPA PRESS) -

Los 50 barcos de la flota de Royal Caribbean Cruises eliminarán las pajitas de plástico en 2019 siguiendo los programas de eliminación de plásticos que se están llevando a cabo en todas las marcas de la compañía tanto Royal Caribbean International, como Celebrity Cruises, Azamara Club Cruises, TUI Cruises, y Pullmantur Cruceros.

Desde hace ya más de un año, los barcos de Royal Caribbean han comenzado a implementar una política de "pajitas de plástico bajo petición". Ese programa dará un paso más allá cuando, antes de que comience 2019, cada vez que los pasajeros pidan una pajita para bebidas, reciban una de papel en vez de una de plástico.

Los pasajeros también comenzarán a encontrar a bordo palitos removedores de café de madera certificada FSC y palillos decorativos de cócteles y snacks fabricados en bambú como parte de la estrategia de reducción de plásticos de la compañía.

Tras las pajitas, los removedores de café y los palillos decorativos, los próximos esfuerzos de la compañía se centrarán en otros plásticos de un solo uso como sobres de condimentos, vasos y bolsas. Una completa auditoría de plásticos está en marcha con un plan integral que se completará en distintas fases antes de 2020.

Desde 1992 el programa de RCL Save the Waves se ha encargado de implementar las mejores prácticas de sostenibilidad en los barcos de la compañía. El programa introdujo modernos centros de reciclaje a bordo de los barcos (equipados con trituradoras, embaladoras y compactadoras para tratar vidrio, bombillas, latas y aluminio).

El objetivo es 'cero residuos para vertedero', lo que significa que todos los residuos serán reutilizados, reciclados o incinerados. De hecho, a lo largo de los diez últimos años RCL ha reducido la media de residuos a menos de 230 gramos por pasajero y día (lo que supone menos de una octava parte de la media de Estados Unidos)