María Pujalte busca un asesino entre sus familiares

'Los Misterios De Laura'
RTVE.ES
Actualizado 24/04/2011 23:36:04 CET

MADRID, 24 Abr. (OTR/PRESS) -

La ficción 'Los misterios de Laura' regresa el próximo lunes a La 1, a las 22.15 horas, con 'El misterio del hombre que calló para siempre', una intriga sobre el asesinato de un hombre durante una boda. La inspectora Laura Lebrel dará el pistoletazo de salida a la segunda temporada en la que tendrá que afrontar nuevos retos no sólo en lo profesional, sino también en lo personal, ya que su exmarido luchará por la custodia de sus hijos y además, tendrá que soportar la "ayuda" de su madre, nuevo personaje al que da vida la actriz Beatriz Carvajal.

En casa, Laura tendrá que compaginar su trabajo de detective con el de madre de unos gemelos de 7 años, por cuya custodia tendrá que luchar duramente esta temporada con su exmarido, papel que vuelve a interpretar Fernando Guillén Cuervo.

Pero a ello se suma otro frente abierto: el que plantea su madre, que de forma inesperada reaparece en su vida con un nuevo personaje en la serie, al que da vida la veterana actriz Beatriz Carvajal.

Maribel del Bosque, la madre de la inspectora, es su peor pesadilla y la única persona en el mundo capaz de sacarla de sus casillas. La mujer acaba de llegar a la ciudad y tiene intención de quedarse.

Maribel considera que lo único que su hija ha hecho bien ha sido casarse con Jacobo, así que no está dispuesta a que éste salga de su vida. La madre de la inspectora cree que lo mejor para sus nietos es que se críen junto a sus padres, por lo que exsuegra y exyerno harán lo imposible para que el matrimonio vuelva a juntarse.

La serie, producida por TVE en colaboración con Ida y Vuelta, planteará cada semana un misterio por resolver en cuya solución puede participar el espectador ya que se le irán desvelando las pistas según las vayan conociendo los investigadores en la ficción.

Laura Lebrel estrena su segunda temporada el lunes con 'El misterio del hombre que calló para siempre'. Durante el transcurso de una boda, un hombre muere asesinado a la vista de todos los invitados y la inspectora, que casualmente es una de las invitadas, tendrá que enfrentarse a uno de los casos más difíciles de su carrera, ya que todos los sospechosos son miembros de su familia y, además, la novia es alguien todavía mucho más cercana a ella.

Por si esto fuera poco, su situación se complica todavía más ya que, al no haber dicho a su familia que está divorciada de Jacobo, asiste a la boda en su compañía, mintiendo sobre su situación y fingiendo que todavía son un matrimonio.