Los veterinarios exigen a diputados andaluces que apoyen la rebaja del IVA veterinario

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Los veterinarios exigen a diputados andaluces que apoyen la rebaja del IVA veterinario

Publicado 03/10/2016 18:05:36CET

SEVILLA, 3 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los colegios oficiales de veterinarios de cada provincia y el Consejo Andaluz de Colegios Oficiales de Veterinarios se han dirigido por carta a los representantes de todos los grupos políticos de cada circunscripción electoral andaluza del Congreso de los Diputados, así como a los presidentes de los Grupos parlamentarios, para solicitarles su apoyo este martes a la proposición no de Ley sobre la reducción del IVA de las actividades veterinarias --única profesión sanitaria grabada por este impuesto-- que se debatirá en el Pleno de la Cámara.

Según indica el Colegio en una nota, esta iniciativa será presentada por el diputado del Grupo de Esquerra Republicana de Cataluña, Joan Capdevila, veterinario de profesión "y conocedor del problema y consecuencias, que desde la subida en 2012 del ocho al 21 por ciento del IVA a los actos clínicos veterinarios, ha tenido para la Salud Pública y para la profesión veterinaria".

El Consejo y colegios veterinarios han recordado en la carta el apoyo recibido expresamente por los grupos PP, PSOE e IU en las numerosas reuniones mantenidas desde 2012 a instancias del Colegio de Veterinarios de Sevilla y del Consejo Andaluz de Colegios Oficiales de Veterinarios (PP con Jesús Aguirre; Ana Madrazo; Vicente Martínez Pujalte; Esperanza Oña; Carlos Rojas, Jaime Raynaud; Jacinto Muñoz; José Antonio Mirando; Patricia del Pozo; Javier Arenas y Juan Manuel Moreno Bonilla; PSOE con Remedios Martel y José Bernal e IU con Rosalía Martín) y les han pedido que pasen "de las palabras a los hechos" y dejen constancia de este apoyo, votando a favor de la iniciativa que se debatirá este martes en el pleno del Congreso.

Recuerda que "a día de hoy somos la única profesión sanitaria sujeta al pago de este impuesto, del que las demás están exentas; por eso consideramos que el IVA veterinario es injusto y discriminatorio", ha señalado el vicepresidente del Consejo y presidente del Colegio de Veterinarios de Sevilla, Ignacio Oroquieta.

También recientemente, el secretario de Estado de Hacienda, Miguel Ferre, recibió a una delegación formada por los presidentes de los colegios de Sevilla, Huelva y Asturias, Ignacio Oroquieta, Fidel Astudillo y Armando Solís, respectivamente. Estuvieron acompañados por los parlamentarios andaluces del Grupo Popular Jaime Raynaud y Patricia del Pozo Fernández, ambos por la circunscripción de Sevilla.

Andalucía cuenta con cerca de 5.000 profesionales de la veterinaria, de los que alrededor del 15 por ciento desarrolla la actividad en el sector público, quedando el resto totalmente afectado por la ya mencionada subida de 13 puntos en el tipo impositivo del IVA, en especial en el sector de los animales de compañía, que cuenta con más de 2000 establecimientos sanitarios en todo el territorio andaluz.

El Colegio recuerda que "las consecuencias han sido nefastas para el colectivo veterinario, esencialmente porque la situación económica no permite repercutir el aumento de este tributo al precio final de la mayoría de los servicios veterinarios y por lo tanto, nuestros colegiados lo han tenido que asumir".

Además, también se ha producido otro efecto perverso, "ya que el mínimo incremento de los precios ha resultado un lastre en los tratamientos preventivos (por ejemplo, el descenso en las vacunaciones antirrábicas) por lo que riesgo para la salud pública y el bienestar animal se ven afectados muy negativamente".

Apunta que las consecuencias "han sido nefastas para el colectivo veterinario, esencialmente porque la situación económica no permite repercutir el aumento de este tributo al precio final de la mayoría de los servicios veterinarios y, por lo tanto, los colegiados lo han tenido que asumir".

Recuerda que se ha producido otro efecto perverso, ya que "el mínimo incremento de los precios ha resultado un lastre en los tratamientos preventivos (por ejemplo, descenso en las vacunaciones antirrábicas) por lo que riesgo para la salud pública y el bienestar animal se ven afectados muy negativamente".

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies