Toda la historia de Arantxa Sánchez Vicario, de exitosa tenista a sus problemas económicos

Arantxa Sánchez Vicario
EUROPA PRESS
Publicado 18/05/2018 20:29:17CET

   MADRID, 18 May. (CHANCE) -

   Arantxa Sánchez Vicario ha pasado de ser una exitosa tenista a nivel mundial, con 14 Grand Slams en su palmarés, a ser noticia por sus problemas con la justicia.

   El pasado 17 de febrero salió a la luz que Arantxa y su expareja Josep Santacana llevaban dos años haciendo vidas separadas en Miami, gracias a la demanda de divorcio que interpuso Josep. Según su versión, durante esos dos años de separación había llegado a un acuerdo sobre la custodia compartida de sus hijos, Leo y Arantxa, pero esta situación se había visto gravemente afectada, hasta el punto de que Arantxa no permitía ningún contacto a sus hijos con su padre.

   La versión que cuenta Arantxa Sánchez Vicario es bien diferente, según la tenista es Josep quien no quiere estar informado sobre el proceso de divorcio y que su único objetivo es proteger el dinero que había tomado de su todavía mujer. Es esta situación tan delicada, las verdaderas víctimas son esos niños que tiene que convivir con una guerra abierta entre sus padres.

   Además hay que tener en cuenta los problemas económicos de Arantxa en los últimos años en los que Hacienda le reclamaba 3,5 millones de euros y el Banco de Luxemburgo 7,5 millones por una mala gestión de sus padres. Esta noche podremos ver en Equipo de Investigación un reportaje sobre la tenista y lo que ha ocurrido con su patrimonio. Llegó a ganar 32 millones a lo largo de su carrera, confiando en la gestión que hacían sus padres de su capital. En 2010 es consciente de las enormes deudas que le reclaman entrando en bancarrota, a partir de ahí inicia una batalla legal contra sus padres. ¿Qué ha pasado con el patrimonio de Arantxa?