COMUNICADO: La corriente psicológica predominante en la actualidad, la cognitivo-conductual, ofrece terapias eficientes

PIXABAY
PIXABAY
Actualizado 04/04/2018 9:49:00 CET

La teoría cognitivo – conductual como la corriente predominante en la actualidad y el uso de la terapia para solucionar problemas psicológicos

La corriente psicológica predominante en la actualidad, la cognitivo-conductual, nos ofrece el tipo de terapia más eficiente

Madrid, 4 de Abril de 2018.- Qué es la psicología y para qué sirve

La psicología es la ciencia que estudia la mente y todo lo que le rodea, de ahí que se incluya diferentes enfoques de estudio como el pensamiento, la personalidad o el comportamiento. Lo que pensamos determina lo que somos y lo que hacemos. Un psicólogo o una psicóloga es experta en analizar el comportamiento de una persona en base a las estructuras mentales genéticas y aprendidas durante toda su vida.

La psicología proviene de la filosofía antigua, integrando ¨psique¨ qué quiere decir alma, y ¨logia¨ que significa estudio o tratado. De modo que su origen reside en el estudio del alma del ser humano, aunque ha ido evolucionando con los años. Esta ciencia se centra en el estudio de la actitud humana desde una visión lógica y crítica a partir de deducciones. Su veracidad se ha cuestionado ya que la psicología está lejos de ser una ciencia exacta. No obstante, ha cogido fuerzas durante las últimas décadas por el avance en la precisión de las deducciones.

Esta ciencia sirve para dar respuesta a las dudas e inquietudes del ser humano. El tipo de problemáticas que suele estudiar son la ansiedad, la soledad, el aprendizaje, la violencia, el sueño, la criminalística, etc. Incluye cualquier aspecto que, mediante sus métodos y procesos, se pueda conocer los procesos mentales que llevan a ese estado mental.

La rama de la psicología predominante

Encontramos una gran variedad de ramas dentro de la psicología, de ahí que existan muchas corrientes basadas en diferentes visiones y teorías. Las principales corrientes son las siguientes: El psicoanálisis, la psicología social, el cognitivismo, el conductismo, la psicología del aprendizaje, la criminalística, la psicopatología, la psicología aplicada y la experimental.

Una de las corrientes más actuales respetada entre los expertos es la terapia cognitivo-conductual. Su uso está bastante extendido para tratar problemas psicológicos y prevenirlos. Esta corriente considera que la parte genética es importante ya que cada persona nace con una personalidad específica, no obstante, el ambiente modela lo que somos en el momento en el que interactuamos con el medio.

El tipo de terapia más utilizada es la cognitivo-conductual, la cual vincula el pensamiento y la conducta. Parte de la tesis conductista en la que la conducta es aprendida, sin embargo, tal aprendizaje no se basa en una asociación entre estímulos y respuestas, sino que nace de los esquemas cognitivos y los significados personales construidos. De ahí que esta terapia sea la más utilizada entre los psicólogos, ya que integra las dos corrientes mayoritarias de la psicología para explicar los procesos mentales.

El profesional que la lleve a cabo debe ser un psicólogo especializado en el área de psicoterapia en una institución reconocida en el territorio nacional. Psicólogos Madrid es un ejemplo de profesionalidad, calidad e implicación con sus pacientes. Asegúrate de que la clínica o el profesional que contrates sea un experto en la materia, ya que tu salud está en juego.

Derribar los prejuicios sociales sobre la terapia psicológica

La terapia no es una herramienta milagrosa en la que el paciente supera todos sus miedos, preocupaciones o problemas al instante. El proceso de terapia requiere tiempo y constancia. La terapia cognitivo-conductual no es más que un método de trabajo para ayudar al paciente a superar sus problemas con el fin de mejorar su bienestar en general. La terapia implica actividad, esfuerzos, constancia e interés por mejorar el estado emocional y psicológico en el que se encuentra. El problema es la visión social que existe sobre el psicólogo dedicado a realizar terapia. La ignorancia social nos lleva a vivir en una sociedad con prejuicios. Muchas las personas consideran que recurrir a un profesional para que nos ayude a resolver nuestros problemas es un síntoma de debilidad, sin mencionar los que creen que solo buscan ayuda de un psicólogo las personas que ¨están locas¨. Derribando todos estos prejuicios, una terapia se adapta a cada individuo y a los problemas que le rondan, desde trastornos de personalidad, de ansiedad o del sueño; hasta desequilibrios emocionales personales o preocupaciones específicas.

Pero no sólo existen terapias individuales, sino que las terapias de pareja están cobrando importancia, sobre todo entre los más jóvenes. También existen terapias colectivas, perfectas para familias con problemas en sus relaciones y convivencia diaria. La terapia se tiene que adaptar a la sociedad y a sus constantes cambios.

Afortunadamente cada vez hay más personas que deciden ponerse en manos de un terapeuta y que logran sus objetivos con éxito. Al fin y al cabo, el secreto está en la voluntad de cada uno por mejorarse a sí mismo.

   

Autor: Pedro Fernández

Empresa: OlimpoMarketing

Contador

Mejora la comunicación de tu empresa con Europa Press Comunicación

Mejora la comunicación de tu empresa con Europa Press Comunicación