Andalucía ultima el decreto de la renta mínima de inserción, compatible con empleos de un mes o menos

María José Sánchez Rubio en la Comisión de Igualdad
EUROPA PRESS/JUNTA DE ANDALUCÍA
Actualizado 04/12/2017 15:20:03 CET

GRANADA, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, ha señalado que su departamento tiene previsto llevar este mes de diciembre al Consejo de Gobierno andaluz el decreto de la nueva renta mínima de inserción social de Andalucía, que será compatible con empleos de un mes de duración o menos, para que entre en vigor en 2018.

Se modificarán las condiciones de acceso que hasta ahora han regido el ingreso mínimo de solidaridad en tanto en cuanto la nueva renta es "un derecho subjetivo", con base a la Ley de Servicios Sociales, de cuyos beneficiarios no hay datos exactos pues "las personas que reúnan el requisito tendrán la renta", ha explicado María José Sánchez Rubio, en declaraciones a los periodistas en Granada, antes de un acto con motivo del Día del Voluntariado.

La nueva renta será de doce meses prorrogables y se prevé que puede tener unos 45.000 beneficiarios, conforme a una estimación que se basa en los perceptores que ha habido hasta ahora del ingreso mínimo de solidaridad. Va dirigida a andaluces con especiales dificultades económicas, y estará vinculada a un plan de inclusión social y laboral.

"Es un requisito imprescindible que las personas inicien un proceso de incorporación laboral y social, con un acompañamiento hasta conseguir lo que se pretende, que es que la renta les venga por el trabajo, que es lo que dignifica fundamentalmente", ha agregado Sánchez Rubio, que ha subrayado que la nueva renta se puede suspender cuando se está trabajando en algún plan de empleo.

"Todo el mundo entiende que, con un contrato de 15 días, las personas no pueden de ninguna manera vivir", ha explicado la consejera, quien ha especificado que la renta universal para una cobertura económica mínima de las personas ha de legislarse en el ámbito estatal.

María José Sánchez Rubio ha exigido al Gobierno, en este sentido, una medida que permita "suplir la pérdida de rentas del trabajo, sobre todo porque se han perdido derechos laborales en esta época de crisis, con la reforma laboral".

La renta mínima de inserción social de Andalucía está dirigida a las familias que dispongan de unos recursos mensuales inferiores a 415,35 euros --si es una sola persona-- y se traducirá en que reciban, por un máximo de 12 meses, una prestación económica mensual para completar sus ingresos, discriminando positivamente además a las familias con menores a su cargo y a las mujeres víctimas de la violencia machista.