Las ayudas de la Junta de Extremadura para compensar el 'impuesto al sol' reciben 856 solicitudes

 

Las ayudas de la Junta de Extremadura para compensar el 'impuesto al sol' reciben 856 solicitudes

Contador
La directora general de Industria, Energía y Minas, Olga García
EUROPA PRESS
Actualizado 12/05/2017 17:51:02 CET

   MÉRIDA, 5 May. (EUROPA PRESS) -

   La Junta de Extremadura ha recibido un total de 856 solicitudes a las ayudas destinadas a instalaciones de energías renovables para este año 2017, que tienen como fin compensar el 'impuesto al sol' del Gobierno central, y que contemplan subvenciones de hasta el 40 por ciento de la instalación de este tipo de tecnologías.

   Las que más aceptación han tenido son las placas solares fotovoltaicas, con 493 solicitudes, y las de biomasa, con 303. Menos solicitudes han recibido la solar térmica, con 17, la aerotermia, con 32, la geotermia, con seis, la hidrotermia, con una, y el biogás, con cuatro.

   En torno a la mitad de estas solicitudes corresponden a personas físicas y comunidades de propietarios, por un lado, y empresas y autónomos, por otro, de tal forma que únicamente 23 corresponde a ayuntamientos.

   De las 856 solicitudes recibidas una vez concluido el plazo de cuatro meses abierto para presentarlas, la Dirección General de Industria, Energía y Minas ha resuelto o tiene en vías de resolver con carácter inminente, un total de 243, lo que supone un presupuesto que supera los 1.577.000 euros.

   Igualmente, hay 201 solicitudes a las que se les ha requerido subsanar deficiencias, y otras 353 solicitudes que se encuentran en estudio.

LA JUNTA CELEBRA SU ACEPTACIÓN

   La directora general de Industria, Energía y Minas, Olga García, ha ofrecido estos datos en una rueda de prensa en Mérida en la que ha mostrado la satisfacción de la consejería con la aceptación recibida por esta convocatoria de ayudas, que se mantendrá en el tiempo mientras siga en vigor el Real Decreto 900/2015, de 9 de octubre, por el que se regulan las condiciones administrativas, técnicas y económicas de las modalidades de suministro de energía eléctrica con autoconsumo y de producción con autoconsumo.

   Según ha explicado, la gestión de las ayudas está siendo "ágil", por lo que ha felicitado al equipo de la consejería que está trabajando "intensamente" en ella.

   La convocatoria de estas ayudas, para la que la Junta duplicó el presupuesto del año anterior, se abrió el pasado 10 de diciembre y establece subvenciones a la instalación de placas fotovoltaicas, biomasa, la solar térmica (agua caliente), biogás (purines), geotermia e hidrotermia.

   Asimismo, ha destacado como "especialmente satisfactorio" el resultado de las dos nuevas líneas abiertas en esta convocatoria, por un lado, las instalaciones de autoconsumo, y por otro las de biogás. En el primero de los casos se ha agotado el crédito dispuesto cuando el beneficiario es la empresa, lo que supone que es "una herramienta eficaz frente al miedo al impuesto al sol que existe en la calle".

   En cuanto a las instalaciones biogás, la Junta considera una "gran noticia el comienzo del de desarrollo de este tipo de instalaciones" en Extremadura, que "dan valor a los residuos de la industria agroalimentaria y la agricultura, los estiércoles, lodos de matadero...", lo cual es "un claro ejemplo de lo que significa el modelo de economía verde y circular", por la que ha apostado el Ejecutivo regional de Guillermo Fernández Vara.

EFECTO "DISUASORIO" DEL IMPUESTO AL SOL

   Según ha explicado García, el objetivo es "compensar el efecto disuasorio que tiene el impuesto al sol en el desarrollo de este tipo de instalaciones, que ha impedido su expansión" en Extremadura. Al respecto, ha reiterado que "invertir en una instalación de autoconsumo es rentable por sí mismo y no debería necesitar ningún tipo de ayuda".

   En cuanto a la previsión de ejecución del presupuesto en función de las solicitudes recibidas, ha matizado que hay aún un "gran número" de peticiones en estudio, pero ha señalado que "las perspectivas son buenas" aunque será necesario esperar hasta el final del análisis.

   Al respecto, ha fijado para los meses de verano la resolución completa de la convocatoria. En cualquier caso, ha aclarado que no son créditos ampliables, por lo que la Junta no destinará más cantidades de las presupuestadas para este año, y que son financiadas con cargo a los fondos europeos FEDER. No obstante, ha apuntado que la Junta tiene previsto sacar una nueva convocatoria para 2018 a finales del presente año.

PERSONAS FÍSICAS, EMPRESAS Y MUNICIPIOS

   La convocatoria de ayudas aprobadas por la Junta establece tres líneas de subvenciones en función de los beneficiarios. Por un lado están las personas físicas que quieran instalar calderas de biomasa para la producción de calor, o bien placas fotovoltaicas para la generación de electricidad.

   En este caso pueden destinarse para el autoconsumo de una vivienda conectada a la red (de la que consume cuando las placas no generan energía), o bien para viviendas aisladas que no cuentan con conexión a la red eléctrica.

   La Junta tomó como coste de referencia para la instalación de cada kilovatio de pico (kWp) un importe de 2.500 euros, de tal modo que para una vivienda tipo en la que se instalen 2 kWp instalados, la cuantía de la subvención ascendería a 2.000 euros. En el caso de las instalaciones para autoconsumo el máximo subvencionable es de 5 kWp.

   Los beneficiarios de las otras dos líneas de subvención son los municipios y las empresas, en cuyo caso no hay máximo de potencia instalada, si bien la ayuda máxima será de 30.000 euros por instalación.

   En el caso de las empresas, incluidos autónomos y proveedores de servicios energéticos, además de las placas fotovoltaicas, son objeto de subvención de entre un 30 y 45 por ciento de la inversión las instalaciones de sistemas de producción de electricidad y/o calor a partir de la biomasa, solar térmica (agua caliente), biogás, geotermia e hidrotermia.

   Desde su presentación, la consejería ha realizado una campaña de difusión de la convocatoria de ayudas que ha incluido la celebración de jornadas en varias ciudades extremeñas, que asimismo pretendía promover "cambios de patrones de consumo y producción", así como "difundir tecnologías innovadoras" para lograr una mayor seguridad energética, lo cual permite un ahorro en la factura energética, se genera empleo en el sector y se reducen las emisiones de CO2.

AHORRO Y EFICIENCIA

   Asimismo, la directora general ha expuesto los datos relativos a otra línea de ayuda, en este caso destinadas a actuaciones ahorro y eficiencia energética para este año, dotada con 1.420.000 euros, destinada municipios y entidades locales menores, por un lado, y empresas, por otro, que ha recibido un total de 268 solicitudes.

   Estas se reparten en 51 solicitudes por partes de municipios, 47 por parte de empresas, y 170 corresponden a otros organismos. En este punto, García ha señalado que, debido a que hay que acompañar el expediente con una auditoría energética integral (también subvencionable), la mayoría de las solicitudes han llegado en los últimos días del plazo, por lo que quedan muchas por resolver.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies