Susana Díaz: Las primarias son una "oportunidad" frente a la "derecha" y la "izquierda inútil"

 

Susana Díaz: Las primarias son una "oportunidad" frente a la "derecha" y la "izquierda inútil"

Susana Díaz
EUROPA PRESS
Actualizado 07/04/2017 22:09:52 CET

    MÉRIDA, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

La precandidata a la Secretaría General del PSOE Susana Díaz, ha defendido que las primarias en el partido son una "oportunidad" frente a la derecha y la "izquierda inútil" que no quieren que este proceso se haga "bien".

"Porque millones de españoles nos están esperando, España nos espera y los ciudadanos nos necesitan", ha asegurado Díaz durante su intervención en un acto en la tarde de este viernes en Mérida para recabar apoyos de cara a las primarias del PSOE, al que ha asistido el secretario general del PSOE extremeño y presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara.

En su intervención, Susana Díaz ha dicho que hay "dos caminos", uno que sería mirar al "ombligo" del PSOE y "pensar que lo más importante" es lo que "pasa en casa", un extremo que "va a llevar a perder", ha asegurado, y otro camino que es explicarle al país que el PSOE está "en condiciones" de volver a hacerse "cargo de él".

"Que sabemos lo que queremos hacer por España, que tenemos razones, soluciones y argumentos para hacer frente a los desafíos que tienen los ciudadanos y que estamos dispuestos a ponernos en pie y a volver a ser la alternativa de gobierno que España necesita y que los ciudadanos merecen", ha asegurado la aspirante a la Secretaría General del PSOE.

SER SECRETARIA GENERAL PARA QUE "NO SE SEÑALE A NADIE"

En su intervención, Díaz ha resaltado que el PSOE es el partido "más participativo" y ha asegurado que concurre a las primarias a la Secretaría General como si se presentara a para ser alcaldesa de "180.000 almas".

Así ha dicho que quiere llegar a "todos y cada uno" de los compañeros para decirles que en el PSOE "no hay socialistas buenos ni socialistas malos" y que quiere ser secretaria general para que "no se señale a nadie, para que no se aparte a nadie".

"Que quiero ser la secretaria general de todos los hombres y mujeres de este partido, me voten o no me voten, eso es lo que deseo. Y como sé que quiero ser la secretaria general de todos y de todas, tengo claro que ninguno de los que estamos aquí, ninguno de los compañeros y compañeras que formamos este partido debemos hablar mal de ningún compañero", ha indicado.

De este modo, Díaz ha dicho que los adversarios del PSOE "no están en casa" sino que están fuera, por ello, como ha insistido, quiere ganar a la "derecha", a Podemos y "a todos los partidos" para que el PSOE lidere un proyecto mayoritario en España.

ROMPER EL TECHO DE CRISTAL

Durante su intervención, Díaz ha destacado que quiere ser la primera secretaria general del PSOE en más de 140 años y romper así el "techo de cristal" existente, además de aspirar a que España pueda tener así la primera mujer presidenta de su historia.

Por ello, ha pedido la ayuda de los compañeros socialistas para "volver a levantar" el PSOE y ponerlo en el lugar "donde merece", así como para devolverle a los militantes la "alegría de las noches de las victorias electorales". "Os pido que me ayudéis, adelante, por el PSOE, más PSOE que nunca", ha indicado.

También ha mostrado Susana Díaz el orgullo que siente por militar en dicho partido, una formación que "tiene memoria" y que sabe "de donde viene", por lo que, viendo lo que se ha hecho, los socialistas serán "capaces de explicar" y que los ciudadanos escuchen lo que "queda por hacer".

En esta línea, la también presidenta de la Junta de Andalucía ha asegurado que el próximo 21 de mayo, día de celebración de las primarias, quiere que el PSOE "recupere el orgullo de lo que ha sido", además de la "unidad" de sus miembros, que son "compañeros de viaje hacia la igualdad, la libertad, la justicia social".

PSOE, EN "CONDICIONES" DE SER UN PARTIDO "GANADOR"

Asimismo, Díaz ha asegurado que está convencida de que el PSOE está en "condiciones" de volver a ser un partido ganador y "sin complejos". "¿Quién nos va a acomplejar a nosotros?. ¿Los que tienen un pasado que les avergüenza, los que no quieren memoria histórica? ¿O esos otros que no tienen un pasado y el presente que tienen lo acabamos de ver en Castilla-La Mancha?", en relación a Podemos que, junto con el PP, han rechazado las cuentas de dicha comunidad autónoma.

Ante ello, Susana Díaz ha reivindicado la "utilidad" del PSOE, así como su legado y memoria, por lo que ha pedido a los asistentes que "nadie nunca" les "haga agachar la cabeza" ni les "doblegue", al tiempo que ha considerado que el "reto" que tiene por delante el partido es conquistar a quienes se quedaron en casa en las últimas elecciones porque "no encontraron a un PSOE reconocible".

También ha abogado Díaz por hablar a los ciudadanos "al corazón y a la razón" y no "a las entrañas" o "las tripas", además de recalcar que el PSOE la "rebeldía la trae puesta", ya que ha sido "rebelde siempre", algo que va a volver a ser, ha dicho, para "dar esperanza y futuro a generaciones completas".

La también presidenta andaluza ha tenido un recuerdo para las víctimas del "integrismo" en Estocolmo, al tiempo que ha remarcado que los socialistas van "a seguir defendiendo la libertad, la libertad para ser libres".

"SABLAZO" A LAS INVERSIONES EN EXTREMADURA Y ANDALUCÍA

Respecto al proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) conocido esta semana, Díaz ha lamentado el "sablazo" en inversiones que han recibido tanto la comunidad de Extremadura como de Andalucía, aunque, en su opinión, lo "peor" de las cuentas es que "maquillan" los ingresos para "tapar, disfrazar y maquillar el verdadero agujero" de la caja única de la Seguridad Social.

Durante su alocución, Susana Díaz se ha referido también a áreas como la educación, de la que ha dicho que hay que impedir que haya una brecha de desigualdad en las aulas, o la sanidad pública, sobre la que ha llamado la atención que los fondos capital riesgo están comprando la sanidad privada en España.

"Necesitamos un Ministerio de Sanidad que sirva para algo además de tocarnos las narices a los presidentes autonómicos de turno. Necesitamos a un Ministerio de Sanidad que embride a las grandes industrias farmacéuticas, que no les permita hacer negocio con la vida de las personas", ha asegurado.

A Susana Díaz le han precedido en el turno de palabra el alcalde de Mérida, Antonio Rodríguez Osuna; el alcalde de la localidad pacense de Calamonte, Eugenio Álvarez, de 74 años y exconsejero en el Ejecutivo de Juan Carlos Rodríguez Ibarra, y dos jóvenes concejales. 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies