Condenado a seis años de cárcel por abusos sexuales a sus nietas

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Condenado a seis años de cárcel por abusos sexuales a sus nietas

Publicado 10/10/2016 12:39:36CET

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 10 Oct. (EUROPA PRESS) -

   La Audiencia Provincial de A Coruña ha condenado a un hombre a seis años de cárcel por abusar sexualmente de sus dos nietas cuando tenían 11 años en 2007 y 2013, respectivamente.

   Según el auto judicial, difundido por el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG), se considera probado que el condenado abusó de su nieta mayor cuando tenía 11 años en el año 2007, aprovechando que se quedó a solas con la niña durante una noche de las festividades de Navidad.

   Asimismo, considera probado que en marzo de 2013, y dado que se había quedado a solas con su nieta pequeña, que entonces también tenía 11 años, la invitó a sentarse con él en el sofá del cuarto de estar y, para "satisfacer sus apetitos sexuales", abusó sexualmente de ella en varias tardes sucesivas.

   La primera menor que sufrió los abusos relató que la relación con su abuelo era "buena", pero se volvió "distante" a raíz de lo sucedido en las fiestas navideñas de 2007. Relató que el acusado se metió con ella en la cama, donde había sido acostada vestida y realizó los hechos por los que fue condenado y ante lo que se hizo la dormida pese a que se despertó.

   Dijo que no pensó en "contárselo a nadie" hasta que "años después" se lo contó a su pareja, antes de formular la denuncia. No había tenido ninguna experiencia previa de esa clase.

LOS ABUSOS SE REPITIERON VARIAS VECES

   También la otra víctima contó que tenía buena relación con su abuelo pero "luego no". Los hechos ocurrieron cuando tenía 11 años, uno antes de que lo contase, cuando su abuelo le pidió que se sentase con él en el sofá y se taparon con una manta.

   En su caso, los abusos se repitieron unas tres o cuatro veces. Primero se lo contó a una amiga y después a su madre "como fruto de una confusión", pues ella le había dicho que tenían que "hablar seriamente" aunque se refería a otra cosa.

   Entre otras cuestiones que señala el fallo judicial, las edades de las víctimas descartan los riesgos de sugestión o de falso recuerdo.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies