Madrid creará un censo para colectivos sin personalidad jurídica y podrá declarar proyectos de interés público

La Ingobernable
EUROPA PRESS
Publicado 15/02/2018 14:43:37CET

Murgui dice sobre La Ingobernable que "no se puede excluir a un colectivo porque genere animadversión en determinados sectores políticos"

MADRID, 15 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Madrid creará un Censo Municipal de Entidades y Colectivos Ciudadanos en el que tendrán cabida como novedad fundaciones y colectivos con o sin personalidad jurídica y además permitirá declarar de interés público municipal iniciativas, actividades y proyectos concretos.

"Existen para la Administración, cosa que hasta ahora no, cuando eran una realidad en la ciudad. Se trata de salvar el bache entre la Administración y el mundo real", ha explicado el delegado de Coordinación Territorial y Cooperación Público-Social, Nacho Murgui, con La Ingobernable como telón de fondo.

La Junta de Gobierno ha aprobado este jueves el proyecto inicial de modificación del Reglamento de Participación Ciudadana para poder crear este censo dentro del proyecto de cooperación público-social que sienta las bases para incorporar a la ciudadanía activa que trabaja en entidades y colectivos ciudadanos.

"Modificamos el Reglamento de Participación Ciudadana para adaptarlo a las realidades de la composición del movimiento ciudadano. Y modificamos el registro de asociaciones, que pasa a ser un censo, para abrirlo a la diversidad de entidades", ha explicado Murgui.

TRES SECCIONES CON DISTINTOS DERECHOS Y RECURSOS

El censo tendrá una primera sección para asociaciones, federaciones, confederaciones o uniones de asociaciones de base. Una segunda se dirigirá a fundaciones y la tercera a otros colectivos, con o sin personalidad jurídica, que deberán reunir requisitos como demostrar que están integrados por tres o más personas, quiénes son, la descripción de sus fines o dónde desarrollan su actividad de manera principal.

Cada una de las secciones establecerá un nivel diferenciado de acceso a recursos y posibilidades de interacción con el Ayuntamiento. Así, las asociaciones y federaciones podrán ser cesionarias de uso de inmuebles municipales y podrán percibir subvenciones.

El nexo común para todas las inscritas será la posibilidad de recibir formación, capacitación y asesoramiento por parte de la Administración, participar en espacios de encuentro organizados por ella, utilizar de forma puntual espacios públicos y utilizar recursos materiales municipales y ser beneficiarias de bonificaciones o exenciones de tasas para la realización de actividades no lucrativas en el espacio público.

PROYECTOS DE INTERÉS PÚBLICO MUNICIPAL

La modificación aprobada hoy regula la declaración de interés público municipal, que sustituye a la anterior declaración de utilidad pública y de la que se diferencia en que, además de entidades, podrán obtenerla iniciativas, actividades y proyectos concretos que tengan por objeto promover el interés general y se trate de iniciativas o proyectos de carácter cívico, educativo, científico, cultural, deportivo, de promoción de los derechos humanos... Deberán ser de interés público y social para la ciudadanía de Madrid, conforme a criterios cuantitativos y cualitativos.

Nacho Murgui ha explicado que la herramienta que da cabida a colectivos no registrados en otros registros obligatorios, ya sean de la Comunidad o del Estado, es un censo, es decir, "no tiene una función de control sino que sirve para conocer la realidad asociativa de la ciudad".

LA INGOBERNABLE

Preguntado sobre si el espacio autogestionado La Ingobernable tendría cabida en el censo, el delegado ha argumentado que si la Administración fija unas reglas de juego deben servir para todos. "No se puede excluir a un colectivo porque genere animadversión en determinados sectores políticos", ha razonado el concejal, que ha puesto sobre la mesa la posibilidad de que el Ayuntamiento pueda colaborar de manera puntual con este tipo de colectivos sin personalidad jurídica, con todos los que cumplan los requisitos que fije la Administración, "independientemente de sus mimbres".

Ahora "existen para la Administración, cosa que hasta ahora no, cuando eran una realidad en la ciudad. Se trata de salvar el bache entre la Administración y el mundo real", ha lanzado el delegado de Coordinación Territorial.

La modificación del Reglamento de Participación Ciudadana tiene su origen en una propuesta surgida en el Consejo Sectorial de Asociaciones, creado en 2010 y que cuenta con representación de la Federación Madrileña de Municipios, del Ministerio del Interior y de la Comunidad de Madrid.

La nueva organización del Consejo Sectorial, que pasa a denominarse Consejo Sectorial de Asociaciones y otras Entidades Ciudadanas, se rige por el Pleno, de carácter deliberativo, y por la Comisión Permanente como órgano ejecutivo.

Además se contempla en el nuevo reglamento que en un plazo máximo de seis meses desde la entrada en vigor del mismo el Pleno proceda a la creación de la escuela de formación y capacitación del sector asociativo como órgano de asesoramiento y participación en materia de formación y de impartición de acciones formativas y de capacitación destinadas al sector asociativo de la ciudad de Madrid.