Los concentrados frente a 'Génova' se topan con la delegada del Gobierno en Madrid y le piden a gritos su dimisión

Fuerte presencia policial en Génova
EUROPA PRESS
Actualizado 13/07/2012 23:44:32 CET

"Ya lo veremos", dice sobre la posibilidad de denunciar los hechos

MADRID, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

El millar de personas que se ha concentrado frente a la sede nacional del PP de la madrileña calle de Génova se ha topado durante su marcha de protesta con la delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, a la que ha acompañado a pie durante un trayecto de más de cincuenta metros al grito de 'dimisión', 'dimisión'.

La marcha contra los recortes aprobados por el Gobierno, que se concentrará frente a Ferraz y en Sol antes de llevar su protesta al Congreso de los Diputados, se ha topado de manera casual con Cifuentes en la zona de la Glorieta de Bilbao.

Los participantes en el acto de protesta han acompañado a la delegada del Gobierno por la calle Manuela Malasaña durante un trayecto de más de cincuenta metros con gritos de dimisión y recriminaciones por las actuaciones policiales de estos días.

Finalmente, Cifuentes se ha refugiado en un restaurante etíope ubicado a la altura del Teatro Maravillas para evitar seguir siendo increpada. Tras esperar unos diez minutos a que la marcha de protesta siguiera su curso, la delegada del Gobierno ha abandonado el establecimiento y se ha dirigido a un portal cercano, que ha abierto con su propia llave.

Al ser preguntada al respecto por Europa Press, Cifuentes se ha mostrado reticente a responder y ha eludido desvelar si tiene pensado denunciar lo sucedido. "Ya lo veremos", ha dicho a Europa Press con un gesto de tensión en el rostro.

La marcha ha seguido su recorrido en dirección a la calle de Ferraz, desde donde proseguirán hacia Sol con la intención de culminar el acto de protesta frente al Congreso de los Diputados en la Carrera de San Jerónimo.

UN DETENIDO EN 'GÉNOVA'

La primera parada de esta marcha, convocada en las redes sociales y que carece de autorización por parte de la Delegación del Gobierno de Madrid, ha sido la sede del PP en la calle Génova, que ha tenido que ser cortada al tráfico.

Una persona ha sido detenida por agentes de la Policía acusada de un delito de atentado contra agente de la autoridad al tratar de saltarse el cordón policial establecido en Génova, según informaron a Europa Press fuentes de la Jefatura Superior de Policía de Madrid. El arrestado ha sido trasladado a dependencias de la Brigada Provincial de Información.

Frente a la sede del PP, más de un millar de personas ha coreado consignas contra el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y los miembros de su Gabinete. 'Rajoy aprovecha y vete hoy' o 'Rajoy dimisión' se han mezclado con gritos de 'Dónde está, no se ve, la extra de Navidad' o 'Todos sois hijos de Fabra', en alusión a la hija del expresidente de la Diputación de Castellón Andrea Fabra por aplaudir los recortes del Ejecutivo.

La sede del PP ha estado fuertemente custodiada por la Policía para evitar incidentes. Así, se ha establecido un cordón de seguridad alrededor del edificio para impedir que los concentrados se aproximaran a él y media docena de furgones policiales protegían la sede de Génova.

Los concentrados han permanecido en las proximidades de la sede nacional del PP ante la imposibilidad de situarse en la acera de enfrente. Portaban muchas pancartas con la palabra 'No' para rechazar los recortes, así como con dibujos de tijeras tachados o directamente el mensaje escrito de 'No a los recortes'. Entre los participantes, la mayoría de ellos jóvenes, se han visto las camisetas verdes en protesta por los recortes educativos.

Otros edificios que ayer fueron objeto de concentraciones de protesta como el Congreso también han reforzado las medidas de seguridad durante este viernes. El edificio de la carrera de San Jerónimo ha sido acordonado y en el mismo se mantiene la presencia policial.