El salario medio de las 'kellys': 1.560 euros brutos pero solo al 40% se le aplica el convenio

Actualizado 16/04/2018 10:54:19 CET
Camarera de piso en un hotel
GETTY - Archivo

Sindicatos denuncian un 70% de externalización en el colectivo, con salarios un 51% más bajos

MADRID, 15 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT), que agrupa a los principales hoteleras de nuestro país, asegura que el salario base medio mensual de una camarera de piso en un establecimiento de 3 estrellas ronda los 1.560 euros brutos por lo que defienden la eficacia de los convenios colectivos de hostelería.

Unos salarios que, en opinión de los sindicatos, se podrían calificar de "dignos" si realmente fueran aplicables a la totalidad del colectivo, pero únicamente un 40% de las trabajadores del sector de hostelería se pueden acoger a estos convenios prevaleciendo en la mayoría de los casos los convenios de empresas multiservicios "que son las que realmente cometen los abusos flagrantes".

Tanto los sindicatos CC.OO. y UGT, como la asociación 'Las Kellys' (las que limpian), vienen denunciando situación laboral de este colectivo en concreto, el de las camareras de piso, de unas 200.000 personas, por la "explotación" y externalización que sufren.

La reunión de Mariano Rajoy con representantes de la asociación 'Las Kellys' en La Moncloa donde el presidente del Gobierno abrió la puerta a modificar el art. 42.1 del Estatuto de los Trabajadores para prohibir la subcontratación en este sector y a ampliar el catálogo de enfermedades profesionales ha recuperado el debate sobre los convenios.

La patronal hotelera aseguran que "en la inmensa mayoría de los casos" en las empresas españolas las camareras de piso trabajan en régimen de jornada continuada a tiempo completo en una jornada de 40 horas semanales y con unas buenas condiciones laborales.

Unos datos que contrastan con los ofrecidos por los principales sindicatos del país quienes desde hace meses vienen denunciando que a más de la mitad de las trabajadoras, unas 200.000 en todo el país, no se les aplica el convenio colectivo.

UN 50% MENOS QUE UNA EMPLEADA CONTRATADA POR EL HOTEL.

Según datos de CC.OO. en Madrid, apenas al 30% se les aplica el Convenio Colectivo. El otro 70% están externalizadas a través de empresas de servicios y les aplican el salario Mínimo Interprofesional (SMI) lo que equivale a un 51,20% menos del salario de una empleada contratada directamente por el hotel.

"Las trabajadoras de empresas externalizadas no están en las mismas condiciones que las que se encuentran bajo el paraguas del convenio colectivo ni en salarios ni en condiciones laborales y eso es lo que denunciamos desde los sindicatos", explica el responsable de Hostelería y Turismo de CC.OO. Servicios, Gonzalo Fuentes, en declaraciones a Europa Press.

Además de la retribución o la categoría, la merma también afecta a otros conceptos no dinerarios, como el pago de festividades, la nocturnidad, la perdida de antigüedad. Además las cotizaciones a la Seguridad Social son inferiores, afectando a la cuantía de la pensión y de la prestación del desempleo.

APOYAN LA 'EXTERNALIZACIÓN PRODUCTIVA'.

La generalización de los procesos de externalización en muchos hoteles en España es vista por el sector hotelero como una necesidad de la producción que no significa condiciones abusivas ni explotación, teniendo en cuenta que "la externalización productiva está regulada hace muchos años".

Así, desde la patronal se recuerda que el colectivo laboral de las camareras de piso está reconocido adecuadamente en los convenios colectivos de hostelería españoles y que el Acuerdo Laboral de ámbito estatal vigente reconoce la cualificación de esta función profesional con unos sueldos que rondan los 1.400 euros brutos al mes.

El problema para los sindicatos es que la reforma laboral aprobada por el Ejecutivo popular permite aplicar la prevalencia de los convenios de empresa sobre los autonómicos o sectoriales, lo permite que las remuneraciones bajen una media de un 40% .

"El Gobierno tiene en su mano solucionarlo derogando la reforma laboral de 2012 y haciendo prevalecer el convenio sectorial sobre los convenios de las empresas multiservicios", añade Fuentes, que apunta que muchas de estas trabajadoras apenas cobran 600 euros por jornadas "maratonianas".

NO HAY PRECARIEDAD SINO ESTACIONALIDAD.

Los hoteleros insisten en que no han dejado de crear empleo en los últimos años y que no existe precariedad en el sector sino una estacionalidad sobrevenida de que el 40% de los establecimientos se ven en la necesidad de cerrar más de cinco meses al año por lo que se hace necesaria la externalización de parte de sus servicios.

A este respecto los sindicatos argumentan que frente a la estacionalidad existe la figura laboral de fijo discontinuo y que los trabajadores no tienen porque soportar contratos externalizados con pérdida de poder adquisitivo y peores condiciones laborales que los que están bajo el paraguas del convenio sectorial.

Según las 'Kellys', el 70% de las empresas hoteleras de Madrid y Barcelona ha externalizado los servicios de limpieza en sus habitaciones.