El alcalde de Huércal de Almería critica la "extorsión" de dos policías locales tras ser denunciado por mal aparcamiento

Publicado 03/12/2019 15:07:19CET
Ismael Torres (PP)
Ismael Torres (PP) - EUROPA PRESS/AYUNTAMIENTO DE HUÉRCAL - Archivo

HUÉRCAL DE ALMERÍA (ALMERÍA), 3 Dic. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Huércal de Almería (Almería), Ismael Torres (PP), ha asegurado este martes que no va a "ceder ante la extorsión" de dos agentes de Policía Local a los que acusa de entrar en un "juego estúpido" de interposición de multas en respuesta al procedimiento de negociación del convenio colectivo después de que él mismo fuera sancionado por aparcar en un espacio habilitado para los agentes el pasado domingo cuya señalización se retiró un día después.

En declaraciones a Europa Press, el alcalde ha rechazado las críticas de la portavoz del PSOE en el Consistorio, Ángeles Castillo, quien ha tildado de "bravuconada" la actitud del primer edil "al desobedecer a la Policía Local y a las normas de tráfico", por lo que le ha reclamado que "pida disculpas públicas y pague la multa por aparcar en un lugar reservado exclusivamente para los agentes" en lugar de "resarcirse quitando la señal de tráfico" y "negándose a pagar la sanción".

Torres ha afirmado que la decisión de retirar las señales de tráfico, destinadas a reservar plazas de aparcamiento para los "coches particulares" de los agentes, se comunicó "hace un par de semanas" a la plantilla, que desde la pasada semana dispone de acceso a "cinco o seis plazas" de aparcamiento subterráneo cedido por una promotora "de forma gratuita" con la que ha llegado a un "acuerdo verbal" sin coste para las arcas municipales, según ha apuntado.

Más allá de este aspecto, ha defendido que como "jefe de la Policía" podía hacer uso del aparcamiento en el que estacionó el domingo cuando fue al Consistorio a "recoger unos papeles", si bien posteriormente acudió a un evento cercano en el pabellón deportivo. "No había aparcamiento y aparqué ahí, y como jefe de la policía, entiendo que puedo aparcar", ha incidido.

Con esto, ha enmarcado la sanción a una "guerra particular" que dos agentes mantienen con él para "presionar" en las negociaciones, lo que está "empañando la imagen de la Policía Local y del municipio", según ha aseverado al apuntar que dichos agentes han pasado de poner una "media de 20 multas al mes a unas 35 o 40 multas diarias", aunque todas ellas serían conforme a la normativa, según ha reconocido.

"No voy a ceder en lo más mínimo a esas presiones", ha dicho Torres, quien ha indicado que dicha pareja de agentes, entre los que se encuentra un representante sindical que "no tiene el apoyo de la plantilla", según ha aseverado, también ha sancionado a otros miembros del equipo de gobierno. "No voy a aceptar que alguien trabaje menos y cobre más", ha apostillado.

ACTITUD "AUTORITARIA Y SECTARIA"

Por su parte, la portavoz socialista ha afeado la actitud "autoritaria y sectaria" del alcalde, "creyéndose, otra vez, que está por encima de la ley", con lo que le ha instado a que "abone la sanción interpuesta por la Policía Local que cumplía con su obligación".

"Los funcionarios públicos debemos dar ejemplo y ser los primeros en cumplir y hacer cumplir la ley", ha defendido en una nota Castillo, para quien la actitud del alcalde popular es "absolutamente deleznable". "Nadie está por encima de los agentes ni de la normativa vigente que nos tenemos que aplicar todos y todas", ha añadido.

Para Castillo, el regidor "ha demostrado querer ser el dueño de lo que cree su cortijo, cuando Huércal de Almería no es de su propiedad, por más que quiera empeñarse con sus acciones". "La ciudadanía debe comprender que se ha de respetar a la Policía Local y el alcalde no es, en absoluto, un buen ejemplo de civismo en este ni en otros sentidos, ya que cabe recordar que se ha visto involucrado en reyertas y que ha insultado a la ciudadanía para su conveniencia en ocasiones anteriores", ha remarcado.

Contador

Para leer más