1 de junio de 2020
 
Actualizado 27/04/2020 16:27:27 +00:00 CET

La FAMP saluda los datos locales del Covid-19 pero lamenta que Moreno los use de "moneda de cambio"

FAMP.- FAMP se suma a un paro de cinco minutos en ayuntamientos para reivindicar un pacto estatal contra la despoblación
FAMP.- FAMP se suma a un paro de cinco minutos en ayuntamientos para reivindicar un pacto estatal contra la despoblación - FAMP - Archivo

SEVILLA, 27 Abr. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP), Fernando Rodríguez Villalobos, ha celebrado este lunes que la Junta de Andalucía haya comenzado a difundir los datos de la incidencia de la pandemia de covornavirus Covid-19 en cada uno de los municipios tras solicitarlo dicha entidad y numerosos gobiernos locales, mostrando no obstante "su malestar" porque la reivindicación se remonta al comienzo del estado de alarma y el presidente andaluz, el popular Juanma Moreno, la ha "usado como moneda de cambio en el Parlamento".

En este sentido, el socialista Fernando Rodríguez Villalobos ha denunciado la "falta de tacto y sensibilidad" del Gobierno andaluz de PP y Cs porque "estos datos por municipios aparecen hoy en la prensa antes de que hubiesen sido notificados a los ayuntamientos, diputaciones y a la FAMP". "Aún así, nunca es tarde si la dicha es buena y éstos son bienvenidos por su utilidad", ha remarcado.

Villalobos ha dejado constancia de que "a pesar de las deslealtades con el municipalismo, vamos a seguir remando a favor de nuestros vecinos y vecinas porque desde el anonimato de los contagiados, los ayuntamientos demostrarán que serán muy útiles para mantener aislados los casos en Andalucía".

El presidente de la FAMP ha recordado que "inicialmente" la Junta solo facilitaba los datos por distritos y áreas sanitarias, sosteniendo que el Gobierno central había dado la directriz de no detallar los datos por municipios para impedir estigmas. "Esta situación había derivado en numerosas críticas y peticiones de transparencia informativa por parte de muchos alcaldes y alcaldesas que se veían abocados a recabar por sí mismos las cifras y ofrecer estadísticas no oficiales o no poder comunicar esa información", ha indicado.

De igual manera, ha abundado que esta información local y diaria del Covid-19, "sin duda, ayudará en la toma de decisiones y en la puesta en marcha de las tareas que desarrollan los ayuntamientos, permitiendo no sólo permanecer en la lucha constante contra la pandemia, sino también actuar con las herramientas necesarias en el proceso de desescalada y en la reconstrucción socioeconómica tras la conclusión del estado de alarma".

El presidente de la FAMP ha abogado por el establecimiento de una estrategia conjunta del municipalismo frente al Covid-19, adaptada a la particularidad de cada territorio y ha considerado que "la reconstrucción social y económica debe hacerse por parte de los ayuntamientos y diputaciones, toda vez que el Gobierno ha dejado claro que somos parte fundamental de ese reto, tanto en la desescalada progresiva del confinamiento como en las medidas y acciones enfocadas a sacar a las economías locales de la parálisis en la que se han sumido a causa de la pandemia".

Villalobos ha situado como hoja de ruta la que se está diseñando desde la FAMP con las aportaciones de los más de 360 electos locales que participan en las comisiones de trabajo de la Federación. También se ha referido a "la imperiosa agilización y flexibilización del uso del superávit, así como a la necesidad de revisar la legislación para relajar la regla de estabilidad y el techo de gasto, de forma que nos permitan una mayor capacidad de actuación y gestión en políticas locales ya que es ineludible que las corporaciones locales dispongan de la mayor parte posible de todos los recursos que han sido capaces de ahorrar por la buena gestión municipal. Ahora más que nunca está justificado el uso de todos los recursos económicos que tengamos a nuestro alcance".

Finalmente, ha enfatizado que "ahora que los ayuntamientos van a tener un papel decisivo" en la fase del desconfinamiento de la población y en la reconstrucción económica y social, "resulta imprescindible que la administración estatal y autonómica nos traten como mayores de edad, con respeto y lealtad institucional porque ahora, más que nunca, debemos liderar esa reconstrucción al ser la administración más próxima a la ciudadanía".