El CAC de Vélez (Málaga) abre sus puertas con una antológica de Francisco Hernández

Actualizado 14/09/2013 14:25:25 CET

El CAC de Vélez (Málaga) abre sus puertas con una antológica de Francisco Hernández

Primer espacio para el arte emergente fuera de una capital andaluza

Publicado 14/09/2013 14:32:36CET

VÉLEZ-MÁLAGA (MÁLAGA), 14 Sep. (EUROPA PRESS) -

   El Centro de Arte Contemporáneo (CAC) de la localidad malagueña de Vélez-Málaga, primer espacio dedicado al arte emergente que se construye en Andalucía fuera de una capital de provincia, ha abierto sus puertas al público este sábado con una exposición antológica de Francisco Hernández, pintor con cuyo nombre ha sido bautizado este espacio.

   El CAC, que se ubica en la céntrica calle Félix Lomas, se ha habilitado en un edificio que a principios del siglo XX albergó el colegio Nuestra Señora de la Presentación, y sus obras, desarrolladas bajo el proyecto del arquitecto Juan Miguel Hernández León, han supuesto una inversión de 2,6 millones de euros, financiados por la Junta de Andalucía y el Consistorio.

   En total, la superficie construida ronda los 2.400 metros cuadrados, en los que se han habilitado, distribuidas en tres plantas más sótano, cinco salas de exposiciones permanentes y otras dos para muestras temporales, además de otras instalaciones como un salón de actos, una cafetería, talleres, aulas y almacenes.

   En la inauguración de las instalaciones ha estado presente el consejero de Cultura de la Junta, Luciano Alonso, quien ha mostrado su satisfacción por la materialización de este museo, que se pone en marcha "como impulso eficaz a la creación más actual y a los nuevos lenguajes, consolidando en esta ciudad un lugar propicio para hacer visible y difundir la formidable creatividad andaluza".

   "Hemos dado un paso más para que esta sala sea la referencia del arte más joven en España y en Andalucía", ha afirmado el consejero, que ha descrito el CAC como "un espacio para la creación más actual, para los nuevos discursos de este siglo que avanza con nosotros", que se pone al servicio de los jóvenes creadores con el fin de impulsar y difundir sus propuestas en los circuitos artísticos nacionales e internacionales.

   Por su parte, el alcalde de Vélez-Málaga, Francisco Delgado Bonilla, ha mostrado su agradecimiento a todos aquellos que a lo largo de los años han colaborado para hacer realidad este nuevo espacio museístico, "que se va a convertir en uno de los lugares expositivos más importantes de Andalucía, y me atrevería a decir que de España".

   "Con este centro, Vélez-Málaga tiene una oportunidad histórica de ser un gran referente artístico y cultural", ha asegurado el regidor, para quien proyectos como el del CAC "no sólo deben servir para que los ciudadanos gocen de unas magníficas instalaciones y la consiguiente oferta cultural, sino para que la riqueza fluya a su alrededor", de modo que se conviertan "en motor de la actividad económica y del empleo".

EXPOSICIÓN INAUGURAL

   La exposición inaugural de este recinto, denominada 'Francisco Hernández. Pintor total', está compuesta por obras de gran formato de este artista que, aunque nacido en Melilla, residió durante casi toda su vida en Vélez-Málaga, municipio del que era Hijo Adoptivo y en el que desarrolló el grueso de su carrera artística.

   La muestra, que puede visitarse hasta el próximo 13 de diciembre, está integrada por 84 cuadros, 14 elaborados con tinta china y el resto al óleo, que recorren la evolución artística del pintor desde 1965 hasta 2011 y muestran dos líneas estilísticas: las formas abstractas y la figuración alegórica.

   El profesor Antonio Garrido Moraga, miembro del consejo asesor del museo, ha subrayado la valía artística de Hernández, "un artista que nunca se ha conformado con lo cómodo, con el camino seguro, sino que ha arriesgado en un ejercicio de libertad, de creación, de profundo explicarse y explicar el mundo a través de su obra".

   "Paco Hernández fue un hombre libre, un artista libre, que cuando en 1966 con el 'Tríptico de Venecia' pudo haber obtenido rendimientos económicos, de honores y de todo tipo no lo quiso hacer así, y prefirió explorar en los distintos ámbitos de lo que la palabra realismo significa", ha destacado Garrido Moraga.