Actualizado 03/06/2007 12:52 CET

Huelva.- El 50 por ciento de las adopciones internacionales realizadas por los onubenses procede de China

HUELVA, 3 Jun. (EUROPA PRESS) -

El 50 por ciento de las adopciones internacionales realizadas por los onubenses procede de China, país que se convierte de este modo en la nacionalidad mayoritaria de las adopciones realizadas a nivel internacional por los ciudadanos de Huelva en los dos últimos años.

En este sentido, a China le sigue Rusia, con un total de nueve menores adoptados por familias de Huelva y la provincia, además de Ucrania y El Salvador, con un total de tres y un menor acogidos por onubenses a través de la adopción internacional, respectivamente.

En declaraciones a Europa Press, la delegada provincial para la Igualdad y Bienestar Social de la Junta en Huelva, Carmen Lloret, indicó que las adopciones internacionales "dependen de las pautas y de la legislación del país de origen" y explicó que, en el caso de China, "la entrada en vigor de la nueva normativa establece nuevas condiciones para la adopción de los menores chinos".

En cuanto a las adopciones nacionales, Lloret destacó que los datos "arrojan un incremento sucesivo en el número", entre otras causas, según explicó, "por la existencia de más renuncias por parte de los progenitores de los menores tutelados y que permite la adopción de los mismos por parte de familias que han obtenido la idoneidad".

En esta línea, informó de que, mientras que en 2004 se adoptaron tres menores españoles con edades de entre cero y dos años, en 2006 esta cifra se triplicó y se amplió la franja de edad, que ya ha alcanzado los cinco años de edad

Asimismo, Lloret explicó que para la Delegación Provincial para la Igualdad y Bienestar Social "lo que prima es el bienestar de los menores", al tiempo que señaló que "para evitar la institucionalización de menores que esperan la reunificación con la familia biológica, es conveniente seguir en la línea de las campañas de sensibilización para el acogimiento, ya que el marco idóneo para el desarrollo integral de los niños es el de la familia".

Aún así, Lloret valoró la evolución "favorable" de los menores en familias de acogida pero indicó que, "a pesar de los cuidados y a la atención cualificada que dispensa el equipo de profesionales de las residencias de protección, la Junta intenta agotar todas las vías de acogimiento antes de que los menores tutelados queden institucionalizados".