Subdelegada en Huelva destaca la apuesta del Gobierno por el empleo de reclusos con buena conducta para su reinserción

La subdelegada del Gobierno en Huelva, María José Rico, durante su visita al Centro Penitenciario de Huelva.
La subdelegada del Gobierno en Huelva, María José Rico, durante su visita al Centro Penitenciario de Huelva. - SUBDELEGACIÓN DEL GOBIERNO EN HUELVA
Publicado: miércoles, 3 abril 2024 17:54

HUELVA, 3 Abr. (EUROPA PRESS) -

La subdelegada del Gobierno en Huelva, María José Rico, ha destacado la apuesta del Gobierno por el empleo de los reclusos con buena conducta para asegurar su reinserción social, por ello, ha anunciado que se "se incrementará la oferta de trabajo retribuido en el Centro Penitenciario de Huelva, con alta en la Seguridad social, desde los 300 puestos actuales hasta 340", lo que supondrá "un incremento de un 15% la oferta laboral total del Centro".

Así lo ha puesto de manifiesto Rico tras su visita a las instalaciones de los denominados Módulos de Respeto de la prisión y a los talleres de trabajo productivo, según ha indicado la Subdelegación en una nota de prensa.

En este sentido, Rico ha detallado que actualmente, el 70% de los 300 puestos de trabajo retribuido que se ofrecen en el Centro Penitenciario de Huelva corresponden a reclusos que están en los Módulos de Respeto y, por tanto, responden a los estrictos criterios del programa que tiene por objetivo garantizar la inclusión social de la persona privada de libertad vía la actividad laboral.

Este programa incluye una "amplia oferta" de trabajo productivo en prisión, donde destacan, entre otros, los talleres de carpintería metálica y de madera, el de mantenimiento, panadería, economato, alimentación, biblioteca, limpieza, gestión de residuos, lavandería, jardinería, reparto de comedor, pintor de edificios o subalternos.

Al respecto, la subdelegada del Gobierno en Huelva ha indicado que "se ha puesto en marcha un nuevo taller productivo, que, a través de un call center, supondrá la creación de 40 nuevos puestos de trabajo a lo largo de este año".

Asimismo, ha subrayado que "uno de los objetivos prioritarios de todo Centro Penitenciario aparece descrito con rango de derecho fundamental en el artículo 25.2 de la Constitución Española", que señala que "las penas privativas de libertad, la prisión, estarán orientadas a la reeducación y reinserción social de los internos e internas".

Por su parte, el director del Centro Penitenciario de Huelva, Raúl Barba Durán, ha explicado que uno de los pilares de su intervención es "el trabajo en prisión, pues resulta fundamental la adquisición de hábitos laborales que posibiliten una futura vida en libertad absteniéndose de cometer delitos". "Más que hablar de una segunda oportunidad, para muchas personas el trabajo en prisión supone su primer empleo con alta en la Seguridad Social", ha apostillado.

Asimismo, ha remarcado que "la evidencia empírica demuestra que la intervención de los poderes públicos para la reinserción social de los reclusos que voluntariamente decidan acogerse a los programas al efecto reduce significativamente la tasa de reincidencia en el delito", por ello, "al tiempo que la intervención mejora la calidad de vida de la propia persona privada de libertad y de su entorno social, también sirve para incrementar la seguridad del Estado en general".

Leer más acerca de: