Publicado 07/07/2020 17:44:59 +02:00CET

Ingenieros agrícolas ven en la "ecología bien entendida" un hilo conductor de la innovación de cara al congreso Elcano

Cultivo de trigo sarraceno.
Cultivo de trigo sarraceno. - JUNTA DE ANDALUCÍA - Archivo

SEVILLA, 7 Jul. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente del Colegio Oficial Ingenieros Técnicos Agrícolas Andalucía Occidental, Carlos León, ha manifestado que "información, concienciación, ecología bien entendida, fijación en los entornos rurales y empoderamiento de la mujer deben ser hilos conductores" en programas de innovación social en agricultura, que junto con la ingeniería de los procesos lleve a un fin último, el de "la mejora de la calidad de vida de las personas".

Así se ha manifestado León en un artículo hecho con motivo del Congreso Internacional de Innovación Social V Centenario Magallanes-Elcano, que se celebra en Sevilla entre los días 18 y 20 de septiembre y también por Internet.

En el escrito, consultado por Europa Press, explica que la agricultura "ha sido siempre innovación" desde sus inicios, y que moderna será aquella que esté en constante evolución, adaptando la producción al medio. "En la actualidad se hace necesario adaptarla a las personas más que nunca, en un entorno en constante dinamismo, a veces disruptivo", abunda, puesto que la producción hoy en día, además de ser eficiente, rentable y segura para el consumidor, tiene que estar definida en estos momentos con otros adjetivos.

Así pues, cita la 'huella hídrica' y la 'huella de carbono', indicadores medioambientales que definen el volumen de agua dulce total usada, así como la cantidad de C02 emitido al producir los bienes y servicios que habitualmente consumimos, incluidos los alimentos. "La optimización de estos recursos hará que la eficiencia productiva, unida a la economía circular en agricultura, provea a la sociedad de alimentos más sostenibles", añade.

Sin despegarse de lo anterior, y debido a esta crisis del Covid-19, recuerda que hoy hay restricciones en el tráfico de personas, pero mañana pueden estar en bienes de primera necesidad, por lo que hay que contemplar que después del coronavirus la agricultura de proximidad, el autoabastecimiento y la creación de redes de distribución y cooperativismo cercano "también serán una base fundamental de sostenibilidad, que reducirían esas huellas medioambientales, además de acercar los alimentos básicos en momentos de crisis.

Por otra parte, apunta que una agricultura unida a la innovación social permitirá fijar y atraer población a un medio rural más atractivo, generador de riqueza y de empleo de calidad, produciendo un desarrollo integrado y transversal. "Muchos estudios coinciden en la idea que las mujeres y la juventud son parte fundamental de este proceso, ya que serán en muchos casos los protagonistas del retorno al medio rural", apunta, aunque señala que no hay que pasar por alto la digitalización y las TIC por su "papel facilitador" para la repoblación del medio rural.

"La escasez de formación e información básica sobre agricultura fuera de los ámbitos profesionales, y que en la mayoría de los casos ocupa solo portadas en su aspecto negativo, hace que la sociedad esté muy lejos de la agricultura. Los programas de concienciación de la población sobre cuáles son los procesos básicos desde el campo a la despensa y de su importancia en la vida diaria es algo que se debe aprender desde la escuela. Programas de formación sobre la importancia de la agricultura, hará que se tenga conciencia en el momento de abrir la despensa o frigorífico del valor de los alimentos y de no desperdiciar ningún un alimento, por solidaridad y sostenibilidad", concluye León.

Para leer más