Actualizado 23/09/2015 14:43 CET

C's pide la conciliación para ediles y PP, PSOE e IU creen "bochornoso" dedicar una moción a un tema "interno"

Pleno del Ayuntamiento de Málaga organización junio 2015
EUROPA PRESS

Cassá, que cuenta con el apoyo de Málaga Ahora, defiende que los concejales, "aparte de políticos, somos personas"

MÁLAGA, 23 Sep. (EUROPA PRESS) -

El grupo de Ciudadanos (C's) en el Ayuntamiento de la capital malagueña llevará al pleno de este jueves una moción para dividir la sesión plenaria en dos días y que los concejales puedan conciliar vida laboral y familiar. Aunque, a priori, Málaga Ahora apoya la iniciativa, ni PP ni PSOE ni IU-Málaga Para la Gente creen que éste sea el órgano adecuado para tratar una cuestión de "gestión interna"; de hecho, tachan de "bochornoso" que se plantee esta cuestión.

Según el portavoz de C's, Juan Cassá, "los concejales, aparte de políticos, somos personas y tenemos nuestra vida, somos padres y madres y tenemos hijos, por lo que hay que apoyar la conciliación de la vida laboral y familiar", algo que ha considerado que no se produce, por ejemplo, los días de los plenos, con "jornadas maratonianas".

Por su parte, el edil de la formación naranja Alejandro Carballo ha informado de esta moción, en la que se deja claro que "los representantes políticos deben ser un modelo a seguir para el resto de los ciudadanos y uno de los aspectos en el que claramente no lo son es en la conciliación de la vida laboral y familiar".

"No se trata de trabajar menos tiempo o con una menor efectividad, sino de racionalizar los horarios y enviar este mensaje a la sociedad, que no acaba de resolver una cuestión asumida ya hace décadas por otros países", ha señalado Carballo. Por este motivo, ha incidido en que una solución aceptable sería dividir los asuntos a tratar en el pleno en dos sesiones, en días diferentes y consecutivos.

De este modo, "los concejales del Ayuntamiento se ajustarían a unos horarios razonables, conciliando vida laboral y familiar, y dando ejemplo en este sentido en su momento de mayor exposición pública, que es justo durante la celebración del pleno".

Además, ha subrayado que esta medida facilitaría también el seguimiento de los plenos para los ciudadanos y el trabajo de los medios de comunicación, que "también se ven afectados por la duración excesiva de las sesiones". "No tiene sentido acabar a las 23.00 horas o más tarde --ha apuntado--; se pierde eficiencia porque el cansancio hace mella".

En suma, con esta moción Ciudadanos insta a la Corporación a modificar el reglamento interno del Ayuntamiento para que exista la opción de dividir en dos sesiones los plenos y a promover la racionalización de la jornada laboral, fomentando la productividad y la eficiencia, pero a la vez flexibilizando los horarios y atendiendo a la conciliación.

También se aboga desde la formación naranja por aplicar otras medidas como la puntualidad, de modo que la sesión plenaria comience a la hora prevista y no con un retraso medio de una hora. "Es una mala costumbre y hay que corregirla", ha aseverado Carballo.

"NO LO VEMOS VIABLE"

Ante esto, el portavoz del PP, Mario Cortés, ha afirmado que su grupo no ve "viable" dividir el pleno en dos sesiones porque básicamente no cree que esa alternativa suponga una solución real al problema. Asimismo, ha recordado a C's que la "prioridad" de un concejal "es el servicio público al ciudadano", además de que "el pleno es sólo un día al mes".

Sí se ha mostrado dispuesto a buscar medidas que permitan hacer que los plenos duren menos para que "los concejales que tengan problemas puedan buscar un encaje". En cualquier caso, ha resaltado que "muchos trabajadores tienen el problema de la conciliación de la vida laboral y familiar y las empresas no les adaptan el horario".

A juicio del concejal 'popular', llevar una moción al pleno con una cuestión de "gestión interna" es "excesivo", lamentando "el interés mediático que busca Ciudadanos en cada paso que da".

"Es una cuestión doméstica, algo que afecta a los concejales, y el pleno tiene que dejarse para temas de interés de los ciudadanos, a los que no creo que les interese si los concejales concilian o no vida laboral o familiar", ha hecho hincapié Cortés.

De igual modo se ha pronunciado la portavoz socialista, María Gámez, quien ha opinado que un concejal "es un representante público y, por tanto, debe llevar a un pleno los problemas de los ciudadanos y no los nuestros".

"Me parece un poco bochornoso que al segundo pleno ordinario del mandato un partido que sólo ha vivido un pleno largo traiga ya esta moción", ha expuesto, recordando que ella lleva ya "44 plenos largos" y también es madre, por lo que "soy la más interesada en esa conciliación; no me agrada quedarme hasta las 22.00 horas". Pero, tal y como ha subrayado, "somos representantes, no representados".

Gámez ha resaltado, además, que "problemas de conciliación los puede haber pero dentro del Ayuntamiento, no sólo en el caso de los concejales". Por ello, ha considerado que "dar a este tema la relevancia de una moción es un poco extraño".

En consecuencia, no se ha opuesto a abordar el tema de la conciliación laboral y familiar, al revés, pero sí ha considerado que debe tratarse en el órgano adecuado para "una cuestión interna", como es la junta de portavoces, donde "se puede hablar largo y tendido". Además, ha abogado por aplicar "medidas concretas" para que los plenos no acaben tan tarde, como empezar la sesión puntualmente.

En cuanto a IU-Málaga Para la Gente, su responsable, Eduardo Zorrilla, ha coincidido con sus homólogos del PP y del PSOE en que la petición de Ciudadanos responde a una cuestión de gestión interna y, por tanto, el pleno no es el lugar para abordarla y sí, por ejemplo, la junta de portavoces.

"Un pleno está para tratar temas de ciudad, no de funcionamiento ni de la vida de los concejales", ha alertado. Una cuestión diferente sería, en su opinión, que se llevara para su aprobación una moción para "la conciliación de la vida laboral y familiar de los trabajadores del Ayuntamiento y de sus empresas y organismos, pero no sólo de los ediles, a través de medidas como una guardería municipal".

De todas formas, al igual que Cortés, Zorrilla ha dudado de la eficacia real de la medida planteada por Ciudadanos porque "al final acabaríamos estando dos días liados y con problemas de conciliación, no sólo un día, sino dos". Por ello, también ha optado por otras medidas como, por ejemplo, que el pleno empiece puntual.

Por su parte, la portavoz de Málaga Ahora, Ysabel Torralbo, ha defendido la conciliación de la vida laboral y familiar, un aspecto que personalmente, como madre, ha reconocido que le interesa, y ha exigido, para empezar, que "el pleno comience a su hora", pero "no sólo por los concejales, sino por los propios trabajadores del Ayuntamiento".

Para leer más