La ruta de la mojama con IGP de Barbate e Isla Cristina finaliza en Málaga su campaña de promoción por toda España

Manuel Becerra Javier Salas mojama Barbate e Isla Cristina campaña málaga pesca
IGP MOJAMA DE BARBATE E ISLA CRISTINA
Publicado 14/11/2018 14:00:58CET

MÁLAGA, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Consejo Regulador de las Indicaciones Geográficas Protegidas (IGP) de la Mojama de Barbate e Isla Cristina ha cerrado este miércoles en el Mercado de Atarazanas de Málaga capital la campaña de promoción de este producto del mar que ha recorrido varios puntos de España.

El objetivo de la campaña, que se inició en junio en Sevilla, es promocionar este producto. En estos seis meses ha pasado por todas las capitales andaluzas, así como por las localidades que dan nombre a las IGP, Barbate (Cádiz) e Isla Cristina (Huelva), además de por San Sebastián, Valencia, Madrid, Barcelona y Zaragoza.

La iniciativa se ha desarrollado por mercados donde se ha ofrecido a los clientes y ciudadanos degustaciones de esta mojama protegida para que vean "la calidad de este producto, elaborada artesanalmente y que tiene muy buenas propiedades".

El delegado de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Javier Salas, ha participado en el cierre de la campaña junto al secretario general del Consejo Regulador de las IGP Mojama de Barbate e Isla Cristina, Manuel Becerra Guerrero-Strachan, quien ha subrayado que están "tremendamente satisfechos" de esta campaña, al haber dado "un paso de gigante para conseguir que en prácticamente toda España se conozca este exquisito producto".

La campaña ha tenido un impacto de casi dos millones de impresiones en redes sociales, se ha atendido a medio centenar de medios de comunicación tradicionales (prensa, radio y televisión) en las diferentes ciudades y han podido degustar la mojama más de 5.000 personas.

En muchas de estas ciudades se han dado también charlas sobre el producto, su elaboración, bondades y su uso culinario. Becerra ha hecho hincapié en que no es igual una mojama de calidad Extra o de Primera incluida en el Consejo Regulador, que garantiza unas condiciones concretas de cuidado en todo el proceso; que aquellas que no están incluidas "y no tienen esa calidad y cuidada elaboración".

"Nuestra mojama no tiene nada que ver con la de otras zonas, ni por calidad ni por sabor", ha defendido el secretario general del Consejo Regulador, quien ha resaltado que velan por que este producto "no se adultere" y siga con el proceso de elaboración manual de siempre. "Es un producto muy demandado y poco a poco esperamos que se aprecie más", ha añadido, incidiendo en que este tipo de campañas han supuesto "un gran impulso".

Actualmente forman parte del Consejo Regulador las marcas Herpac y Salpesca (La Chanca) en Barbate y en Isla Cristina, Usisa y Pescatún Isleña (Ficolumé). Estas empresas emplean a entre 200 y 250 trabajadores en sus fábricas.

La mojama de estas IGP se obtiene exclusivamente del lomo del atún, la parte más noble del animal, y es sometida a un proceso de curación mediante salado y secado natural. "Solo el sello de la IGP garantiza su autenticidad y su calidad y regula el proceso artesanal de elaboración", ha recalcado, incidiendo que se clasifica en dos categorías: Extra, de mayor calidad, que procede de la parte interior de los lomos y está pegada a la espina dorsal del atún; y Primera, procedente de los lomos alejados de la espina dorsal.

El Consejo Regulador de las Indicaciones Geográficas Protegidas 'Mojama de Barbate' y 'Mojama de Isla Cristina' fue el primero creado en España de una salazón derivada de la pesca.

Contador
Málaga ofrecido por
Málaga Ciudad Genial