Actualizado 23/09/2015 15:09 CET

El acusado de intentar matar a una mujer para robarle un anillo dice que "jamás" le golpeó

Juicio en Córdoba por la agresión a una anciana al robar un anillo
EUROPA PRESS

CÓRDOBA, 23 Sep. (EUROPA PRESS) -

El joven acusado de intentar matar a una anciana para robarle un anillo ha manifestado ante el juez que "jamás" ha golpeado a la mujer, con la que sí estuvo en la mañana de los hechos, pero "no en su casa", sino en el portal, porque le iba a "regalar una bicicleta de su marido", según ha explicado el procesado, quien se ha declarado inocente.

Durante el juicio, que se prevé que continúe este jueves en la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Córdoba, el joven ha señalado que no se quedó con la bicicleta porque "estaba bastante deteriorada", de manera que ha asegurado que le dio "dos besos", se marchó y no supo "nada más" sobre la mujer.

Además, ha indicado que el anillo que se encontró la Policía detrás de un armario en un registro en su casa se lo regaló su abuela paterna, al tiempo que en el juicio cuando le han mostrado el anillo de la anciana ha negado que fuera el que se encontraron en su casa, con características similares.

Asimismo, ha apuntado que cuando le llamó la Policía y le dijo en comisaría que estaba detenido por delito de homicidio le "sorprendió bastante" porque "no había hecho nada", según ha defendido ante el magistrado. El acusado ha relatado que conoció a la mujer en "una manifestación" de la 'Acampada Dignidad' por el colegio Rey Heredia y coincidió con ella "cuatro o cinco veces".

Por otra parte, un vecino de la víctima ha comentado que el joven "se quedó sorprendido" cuando lo vio en el portal, al tiempo que ha apuntado que no vio que llevara algún objeto contundente y ha asegurado que el anillo mostrado en el juicio es el de la anciana.

En concreto, el Ministerio Público pide para el varón penas que suman 15 años de prisión por la supuesta comisión de un delito de homicidio en grado de tentativa y un delito de robo con violencia en casa habitada, mientras que la defensa pide la absolución.

"UN CONTUNDENTE GOLPE"

Según relata el Ministerio Público en su calificación, a la que ha tenido acceso Europa Press, sobre las 10,15 horas del día 13 de enero de 2014, el procesado acompañó a la mujer a su casa en la capital cordobesa y, "valiéndose de la confianza" con la afectada, entró en el mismo sin que hubiera alguna persona más.

Así, el fiscal señala que el acusado aprovechó esa circunstancia, así como la edad de la mujer, para supuestamente propinarle "un contundente golpe en la cabeza", momento en el que se desplomó en el suelo "gravemente herida e inconsciente", todo ello "con intención de acabar con su vida y obtener un lucro ilícito".

Tras ello, el hombre presuntamente se adueñó de un anillo, tipo sello, que en su parte interior tenía grabadas unas iniciales y la fecha del matrimonio de la mujer. A continuación, el acusado abandonó el lugar.

Al respecto, el Ministerio Público apunta que como consecuencia de la agresión, la mujer sufrió un traumatismo encefálico severo, con heridas que representaban un "riesgo vital extremo", que precisaron de intervención quirúrgica. Estuvo ingresada en el hospital unos 200 días y le han quedado como secuelas "un estado neurológico prácticamente afuncional, un grave deterioro de las funciones cerebrales superiores, hemiplejia izquierda y perjuicio estético".

Por estos hechos, el procesado estuvo privado de libertad de manera preventiva hasta el 20 de mayo de 2014. El fiscal solicita para él una pena de diez años de prisión por el delito de intento de homicidio y cinco años por el robo en este suceso, con las agravantes de abuso de confianza y de superioridad.