La expareja de Juana Rivas pide ejecutar la resolución que le da la custodia provisional de los niños

Francesco Arcuri, ex de Juana Rivas, a la llegada a los juzgados esta semana
Europa Press/Archivo
Actualizado 24/10/2018 13:01:17 CET

GRANADA, 24 Oct. (EUROPA PRESS) -

La expareja de Juana Rivas, el italiano Francesco Arcuri, ha solicitado al Tribunal de Cagliari la ejecución de la resolución que le da la guardia y custodia provisional de sus hijos, de modo que su equipo jurídico confía en que a lo largo del día el juez ordene la entrega "inmediata" de los niños al padre, después de que la madre no lo hiciera el pasado domingo.

La citada resolución establece que Juana Rivas puede permanecer siete días consecutivos con sus hijos, de cuatro y doce años, siempre que no sea en periodo escolar y que se avise al padre con cinco días de antelación, extremos que no se han cumplido en este caso, según han informado a Europa Press desde la defensa de Arcuri.

Tras pedir la ejecución de la resolución hay dos alternativas, que el juez a lo largo del día ordene a Juana Rivas que entregue a los niños de forma inmediata o que la audiencia se programe para finales de esta semana "para la aparición personal de las partes" con una advertencia a Rivas para que devuelva a los menores.

El pasado domingo no lo hizo y denunció a su expareja por supuestos malos tratos al menor de ellos, pidiendo medidas judiciales urgentes para su protección. Arcuri ha negado este supuesto maltrato.

Juana Rivas no prevé entregarle a sus hijos al menos hasta después de la reunión que, según su equipo jurídico, se producirá este miércoles con el cónsul general de España en Roma, al que pedirá que medie en su caso.

Rivas ha sido condenada en España a cinco años de prisión y seis sin la patria potestad de sus hijos por sustracción de menores, después de que hace dos veranos incumpliera las resoluciones judiciales que le obligaban a entregarlos al padre, al que acusa de malos tratos.

La sentencia no es firme y ha sido recurrida por su defensa. La semana pasada volvió a Italia para estar con sus hijos y ha puesto varias denuncias contra su expareja por supuesto maltrato a los niños, sin que hasta el momento las autoridades competentes hayan acordado ninguna medida contra él.