29 de marzo de 2020
 
Actualizado 27/11/2008 17:26:35 CET

Faeca creará un proyecto de integración comercial de las cooperativas para vender el aceite de la próxima campaña

Considera "ilógica" la baja rentabilidad y cree que la solución es la unificación de la oferta

JAÉN, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Federación Andaluza de Empresas Cooperativas Agrarias (Faeca) anunció hoy que creará un proyecto de integración comercial de las cooperativas con el objetivo de vender el aceite de oliva de la próxima campaña. La reunión para diseñar las estrategias que se deberán seguir se ha fechado para el próximo 5 de diciembre y mientras tanto recomendó las cooperativas y almazaras adecuar la oferta a la demanda del mercado.

Esta fue una de las conclusiones extraídas de la reunión del Consejo Sectorial del Aceite de Oliva, celebrada hoy en la capital jiennense ante un centenar de cooperativistas y almazareros de la provincia de Jaén, del resto de Andalucía y de Castilla-La Mancha, según precisó en un comunicado la citada organización. En este encuentro informativo, en el que participaron, entre otros, el presidente de Faeca-Jaén, Pablo Carazo; el presidente del Sector de Aceite de Oliva de Faeca, Cristóbal Gallego, y el director gerente de Faeca, Rafael Sánchez de Puerta, se analizó la situación actual del mercado, el precio del aceite y las posibles estrategias conjuntas.

Así, Sánchez de Puerta manifestó que la coyuntura actual del mercado del aceite de oliva es "difícil" pero que, a pesar de la crisis, no se ha resentido. "La situación es complicada porque tenemos unos precios anormalmente bajos y que no responden a ninguna lógica, existe más oferta que demanda. No se trata de vaciar las bodegas, sino de vender según se demande. Tenemos que ser coherentes, defender nuestro producto y buscar la rentabilidad para los productores, no por vender más barato se vende más, sino justo lo contrario", destacó.

En ese sentido, añadió que hay que tener en cuenta que el precio del aceite de oliva a nivel mundial se fija en Andalucía, donde se producen las transacciones más importantes. Por ello, recomendó a las almazaras que sean responsables e instó a la concentración de la oferta para hacer frente a la concentración de la demanda.

"Hemos salido de una cosecha con un buen mercado nacional. Además hemos marcado nuevos retos de exportación, ya que este año han salido 650.000 toneladas de exportación y, entre mercado interior y exportación, han salido 1.200.000 toneladas. No hay problema de excedentes de campañas anteriores con lo que vamos a terminar con un enlace de final de campaña de 325.000 toneladas que son absolutamente necesarias para cubrir la demanda de los próximos meses", precisó.

Ante esta situación, Sánchez de la Puerta consideró que la solución pasa por unificar la oferta como contraposición a la concentración de la demanda. "En la actualidad existen cinco grandes grupos que compran el 60 por ciento del aceite y, además, un solo grupo mueve el 22 por ciento del mercado mundial, por lo que los productores estamos obligados a organizar la oferta, profesionalizarla y concentrarnos", señaló.

ESTIMACIÓN

En la reunión de Faeca también se realizó una estimación "ajustada" de la próxima campaña, que se ha fijado en unos 1,1 millones de toneladas de aceite de oliva que van a ser "absolutamente necesarias" para atender a la demanda mundial.

También se informó sobre la Interprofesional del Aceite de Oliva, que empezó a funcionar el 1 de noviembre y en la que el sector ha puesto muchas expectativas ya que el objetivo de este organismo es la promoción y difusión del aceite de oliva en exportación y en el mercado nacional. En este sentido, Cristóbal Gallego ha apuntado que la Interprofesional del Aceite de Oliva se erige también como una herramienta para amortiguar las deficiencias, sobre todo, en comercialización y promoción del sector.

Por último, el consejo sectorial analizó el trabajo de las cooperativas que calificó de "primer nivel" en la producción y elaboración de aceite y en la modernización de las instalaciones. Además, se ratificaron las enormes posibilidades de crecimiento del olivar y la necesidad de crear nuevos mercados.