El juicio por el accidente mortal en la fábrica de Ron Montero se retoma este martes

Bodega Ron Montero, con las barricas al fondo.
CRISTINA BUSTOS/ARCHIVO
Publicado 05/11/2018 16:21:50CET

MOTRIL (GRANADA), 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Juzgado de lo Penal 2 de Motril (Granada) acoge este martes el juicio por el accidente laboral registrado en julio de 2014 en la fábrica de Ron Montero de la localidad, que se saldó con tres trabajadores heridos graves, uno de los cuales falleció días después en un centro hospitalario.

El juicio se ha suspendido ya dos veces y en esta ocasión se ha fijado hasta el 9 de noviembre. La sesión comenzará a las 10,00 horas y se producirá después de que el 28 de junio se celebrara una vista para abordar la fase de cuestiones previas, por lo que está previsto que este martes declaren los acusados y los empleados que resultaron heridos. El resto de las jornadas se han reservado para los demás testigos y peritos propuestos por las partes, según han detallado a Europa Press fuentes del caso.

El accidente se registró sobre las 16:20 horas del 2 de julio de 2014 en la fábrica, donde se produjo una explosión en un depósito de alcohol con capacidad para 30.000 litros, resultado heridos tres trabajadores. El más grave, un hombre de 45 años identificado como F.M.G.R., sufrió quemaduras en el 90 por ciento de la superficie corporal y falleció pocos días después en la UCI del Hospital Virgen del Rocío de Sevilla. Los otros dos empleados, de 29 y 41 años, permanecieron un largo periodo hospitalizados.

En el banquillo de los acusados se sentará la que fuera administradora de la empresa en el momento de los hechos, Andrea M.T., y el técnico de prevención de riesgos laborales, para los que la Fiscalía solicita penas de tres años y cuatro meses de prisión por un supuesto delito contra la seguridad de los trabajadores en concurso con otro delito de homicidio por imprudencia profesional grave.

El Ministerio Público también pide para ellos la inhabilitación en sus respectivas profesiones durante tres años y seis meses; así como que indemnicen conjunta y solidariamente a los dos trabajadores por las secuelas, perjuicios físicos y morales sufridos, a uno de ellos con 600.000 euros y al otro con 1,12 millones de euros.

Las acusaciones particulares las ejercen estos dos trabajadores, que en uno de los casos pide cinco años de prisión para los acusados y en el otro dos años y medio de cárcel, además de las correspondientes indemnizaciones.

En la causa se encuentran como responsables civiles directos dos compañías de seguros y como responsables civiles subsidiarios Ron Montero Sociedad Limitada y una empresa de prevención de riesgos laborales, a los que en su momento se les requirieron el pago de fianzas de cara a las indemnizaciones que puedan acordarse en el proceso.