Publicado 16/12/2021 14:29CET

Moreno buscará un acuerdo para una Ley de Concordia que recupere el espíritu de la Transición y no sea "de parte"

El presidente de la Junta, Juanma Moreno, en la sesión de control al gobierno en el Parlamento de Andalucía.
El presidente de la Junta, Juanma Moreno, en la sesión de control al gobierno en el Parlamento de Andalucía. - JOAQUIN CORCHERO/EP

SEVILLA, 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Junta, Juanma Moreno, ha expresado este jueves ante el Pleno del Parlamento, tras el rechazo ayer a la Ley de Concordia entre españoles presentada por Vox, su intención de buscar un acuerdo entre todas las fuerzas políticas sobre una nueva ley que recupere el espíritu de la Transición y que no sea "de parte" como ocurre con la actual Ley andaluza de Memoria Histórica y Democrática aprobada durante el anterior Gobierno del PSOE-A.

Moreno se ha pronunciado así durante su debate ante el Pleno del Parlamento con el portavoz de Vox, Manuel Gavira, quien ha lamentado el rechazo de la Cámara a la ley de su grupo y ha insistido en la necesidad de derogar la ley andaluz de Memoria.

El presidente ha expresado que la concordia significa unión, armonía, paz, diálogo y superar unos de los episodios "más tristes y dramáticos" en la historia de España, como fue la Guerra Civil, y ha expresado que a él nunca le han gustado las "leyes de parte", con una única visión de lo que sucedió, como son las leyes de memoria histórica de Andalucía y de España, ambas elaboradas por gobiernos socialistas.

En su opinión, hay que "superar esa visión de parte" y ha trasladado que Vox sabía perfectamente que su Gobierno tenía la plena voluntad de impulsar una ley de concordia, pero, sin embargo, ese partido, de manera unilateral, presenta su propio proyecto, "sin hablar con nadie" y cometiendo "el mismo error que el PSOE, hacer una ley de parte".

"Nosotros no queremos una ley de parte ni del PSOE ni de Vox", ha insistido el presidente, quien ha recalcado que su Gobierno no va a contribuir a una ley de memoria que no represente a la mayoría de los ciudadanos.

En este sentido, se ha mostrado partidario de que entre todos los grupos de la Cámara, "hagamos una ley para el conjunto de la sociedad andaluza donde todos los andaluces se sientan cómodos y representados". "Ahí siempre nos van a encontrar y la mano tendida de este Gobierno", ha apuntado.

Tras estas palabras de Moreno, Gavira le ha dicho que si cree que todas las fuerzas nos vamos a "poner de acuerdo en una ley de concordia, se equivoca".

En la pregunta que le formulaba a Moreno la portavoz de Unidas Podemos por Andalucía, Inmaculada Nieto, también ha habido un inciso para hablar de la Ley de Memoria Histórica y Democrática de Andalucía, tras esgrimir ésta, sobre la calificación de Moreno como ley de parte, que "no tuvo ningún voto en contra".

El presidente andaluz ha replicado, la norma se aprobó en 2017 bajo el último Gobierno socialista, que "no aceptaron ninguna enmienda de PP y Cs" y se ha reafirmado en su consideración de que es una ley de parte por cuanto "se excluye a una parte de la población", para argumentar seguidamente que "ese tipo de leyes tienen que ser inclusivas, tienen que partir de la unanimidad" y considerar que "no tiene que emanar del Gobierno, sino de los parlamentos" con la pretensión de "cerrar las cicatrices profundas de las sociedades andaluza y española".

"Estamos a tiempo de que no pase lo que está pasando", ha sostenido el presidente andaluz, quien ha blandido cuestiones que comporta la aplicación de la Ley de Memoria Histórica como "el rechazo mayoritario de la población al cambio en los callejeros, por lo que ha instado a elaborar "algo que genere consenso básico en algo tan importante como es revisar el pasado más doloroso en este país".