Publicado 17/12/2021 14:39CET

A prisión acusado de atracar una panadería y a un repartidor de comida a domicilio en Granada

Agentes de Policía Nacional
Agentes de Policía Nacional - POLICÍA NACIONAL

GRANADA, 17 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Policía Nacional ha detenido en Granada a un varón de 51 años de nacionalidad española, con antecedentes policiales, como presunto autor de un atraco cometido en una panadería mediante intimidación a la dependienta con un cuchillo y otro contra un repartidor de comida a domicilio al que también habría intimidado intentando robarle. Posteriormente, la autoridad judicial ha ordenado su ingreso en prisión provisional.

Así lo ha informado en una nota la Policía Nacional, que ha detallado que estos atracos se perpetraron muy próximos el uno del otro, en la misma calle y con una diferencia temporal de solo cuatro días.

En un periodo de solo cuatro días se registraron en la Oficina de Denuncias y Atención al Ciudadano dos denuncias por robo con intimidación que se había perpetrado en la misma zona, distanciados el uno del otro en apenas 100 metros; con otro denominador común consistente en que las víctimas, que eran intimidadas, describían al autor con las mismas características físicas e incluso coincidiendo el tipo de vestimenta.

Este individuo intimidó a una de las víctimas, la dependienta de la panadería, mediante el uso de un arma blanca. La primera de las denuncias se trató de un atraco en una panadería cometido por la tarde, en la que se intimidó a una empleada mediante un cuchillo, para apoderarse del dinero de la caja registradora y, una vez con el botín, huir del lugar; el segundo ocurrió pasada la media noche y fue un intento de atraco a un repartidor de comida a domicilio en la vía pública, al que intimidó verbalmente y también agredió, pero no llegó a finalizar el robo.

Agentes del Grupo de Atracos, junto con otros del Grupo de Delincuencia Urbana de la Comisaría de Distrito Norte, iniciaron la investigación llevando a cabo, de manera conjunta y coordinada, todo tipo de gestiones para la identificación y localización de este varón.

Tras determinarse, por el estudio de ambas denuncias, que se trataba de la misma persona, quien además utilizaba un patrón de actuación similar, los investigadores coordinaron la información y los datos que iban obteniendo a lo largo de las pesquisas realizadas, con el resto de unidades policiales.

Todo ello, junto con una serie de dispositivos y vigilancias, derivó en la plena identificación del presunto atracador, un hombre de 51 años de nacionalidad española que contaba con cerca de una veintena de detenciones anteriores, sobre el que además, averiguaron que estaría pernoctando en la vía pública, concretamente en el entorno de los lugares donde se produjeron los robos. Su detención se llevó a cabo pocas horas después del segundo atraco, a la mañana siguiente.

Finalmente, agentes de la Brigada Provincial de Seguridad Ciudadana detuvieron a esta persona no muy lejos de su zona de actuación. Se da la circunstancia de que en el momento del arresto el detenido vestía la misma ropa que en el atraco contra la panadería. Los agentes ya han puesto a disposición de la autoridad judicial a este hombre, la cual ha determinado su ingreso en prisión.

Para leer más