PSOE censura la "falta de sensibilidad" del Ayuntamiento tras "desconectar a 1.800 usuarios de Teleasistencia"

Publicado: lunes, 1 abril 2013 18:36

GRANADA, 1 Abr. (EUROPA PRESS) -

La concejal del PSOE en el Ayuntamiento de Granada Jemi Sánchez ha lamentado la "falta de sensibilidad y conciencia" que a su entender demuestra el equipo de gobierno local, del PP, después de que este domingo se haya procedido a la "desconexión" de 1.808 mayores de la central de la empresa concesionaria del servicio de Teleasistencia municipal.

De hecho, la socialista ha resaltado en un comunicado que el Ayuntamiento de Granada "ha sido la única administración local andaluza que ha dejado sin cobertura y sin opciones a miles de mayores que llevan 12 años contando con esta prestación municipal", una decisión que se ha hecho efectiva este lunes.

Asimismo, ha mantenido que diputaciones como la de Almería, Cádiz o Málaga han firmado prórrogas y "ayuntamientos como el de Málaga han sacado nuevos concursos para mantener la prestación del servicio con el fin de que nadie quede desamparado".

La socialista ha indicado que "hace justo un año, el Consistorio daba a esta empresa el premio mayores de 2012 y el alcalde se hacía fotos con los usuarios que ahora deja tirados", actitud que ha tildado de "indecente".

"El Ayuntamiento granadino fue el primero en instaurar este servicio. Y ahora somos los primeros en abandonar el barco, sin importar a las personas que dejan atrás", ha clamado.

Los concejales socialistas han visitado este lunes las instalaciones de la empresa concesionaria Televida para mostrar su apoyo a los 40 trabajadores que van a ser despedidos y "comprobar la situación en que se han quedado los usuarios".

Según los datos que bajara el grupo socialista, un total de 1.208 usuarios han optado por contratar este servicio de manera privada pagando 20 euros, "ya que algunos mayores con pensiones de apenas 400 euros prefieren no prescindir" de la Teleasistencia "y hacer un esfuerzo para seguir con la cobertura".

Otros 500 usuarios, según la empresa, han sido trasladados a los servicios de la Junta de Andalucía "por su condición de dependientes, pero 1.808 se han quedado en la estacada por un alcalde que no sabe lo que es tener cargo de conciencia ni vergüenza", ha clamado la socialista, quien ha advertido de que "si algo pasa" con estas personas será "única y exclusivamente responsabilidad de quienes han tomado la decisión de suprimir el servicio".