Publicado 09/03/2022 15:44

La Universidad Loyola acogerá en sus campus a diez estudiantes de la Universidad Católica de Ucrania

Archivo - Campus de la Universidad Loyola en Sevilla (archivo)
Archivo - Campus de la Universidad Loyola en Sevilla (archivo) - UNIVERSIDAD LOYOLA - Archivo

DOS HERMANAS (SEVILLA), 9 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Universidad Loyola ha acordado traer "de forma urgente" a un grupo de diez estudiantes de la Universidad Católica de Ucrania (UCU) para que continúen sus estudios en los campus que Loyola tiene en Dos Hermanas (Sevilla) y Córdoba, debido a la situación desencadenada en Ucrania tras los ataques militares rusos.

Con esta medida, la Universidad Loyola quiere "mostrar su apoyo y solidaridad" con la sociedad ucraniana y su comunidad educativa en respuesta al llamamiento internacional realizado por el rector de esta institución, Bogdan Prach, según una nota de prensa emitida este miércoles por el centro universitario.

Actualmente, los equipos de la Universidad Loyola y la UCU están trabajando de manera conjunta para realizar los trámites necesarios para poder implementar esta medida "lo antes posible", dada la gravedad de la situación en el país.

El director del Servicio de Relaciones Internacionales (RRII), Borja Martín, ha recordado que ambas entidades ya habían mantenido contactos en el marco de la Federación de Universidades Católicas de Europa (FUCE) y la Federación Internacional de Universidades Católicas (FIUC) y ha asegurado que "haremos todo lo posible por contribuir a construir esa red de solidaridad y estaremos encantados ayudar a hacer de puente con otras universidades andaluzas que se quieran sumar a esta iniciativa".

Además, según ha subrayado la Universidad Loyola, el centro ha presentado un proyecto Erasmus+ K171 para dotar de becas a alumnos, profesorado y personal de esta universidad ucraniana y se va a firmar un acuerdo de intercambio.

La entidad ha mostrado "enérgicamente su rechazo a la violencia" y ha recordado el llamamiento que, en este sentido realizó el papa Francisco, solicitando a las autoridades rusas que "se abstengan de llevar a cabo cualquier acción que pueda causar aún más sufrimiento a las poblaciones, desestabilizando la convivencia entre las naciones y desprestigiando el derecho internacional".

La UCU, ubicada en la ciudad de Lviv, es la primera universidad católica que se abre en la antigua Unión Soviética, con la misión de "proporcionar un entorno de aprendizaje abierto y democrático", ha puntualizado el centro.