Actualizado 30/12/2010 19:44 CET

Nueva Rumasa afirma que estudia la adopción de medidas que garanticen todos los puestos de trabajo en Clesa

MADRID/SEVILLA, 30 Dic. (EUROPA PRESS) -

Nueva Rumasa ha afirmado que estudia medidas para garantizar todos los puestos de trabajo en Clesa --con una planta en Sevilla-- ante su propuesta de Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) en su filial, con una plantilla de 500 trabajadores.

En un comunicado, el grupo propiedad de la familia Ruiz-Mateos indicó que ha emplazado a los sindicatos "para iniciar un periodo informal de conversaciones destinado a analizar las posibilidades de forma temporal de una reducción parcial de jornada para algunos trabajadores".

Así, precisó que las medidas en estudio serán "temporales, no conllevarán despidos ni menoscabo de los derechos de los trabajadores, en ningún caso".

El grupo añadió que, "en línea con el espíritu de colaboración y transparencia habitual de la compañía", estas medidas "serán consensuadas" con la representación sindical de los trabajadores a través de los periodos legalmente establecidos para ello.

Por su parte, CCOO ha exigido a la dirección de Nueva Rumasa garantías de mantenimiento de empleo y de los derechos económicos y laborales ante su propuesta de ERE en su filial Clesa.

En un comunicado, el sindicato ha considerado que lo prioritario es abrir un proceso de diálogo en el que haya transparencia por la dirección de la empresa sobre la situación económica y laboral, así la relación con los proveedores y comercializadores, necesario para hacer un diagnostico "lo más real posible" para explorar de manera conjunta las alternativas de futuro.